Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es viernes, 5 de marzo de 2021

Lo derecho es lo decente

Es importante recordar que la capacitación para que sea efectiva, debe incluir aprendizaje. La mayoría


Inicio esta columna comentándoles que el adiestramiento puede definirse como “El proceso de ayuda a los empleados para que aumenten su  eficiencia en su trabajo actual o futuro, por medio del desarrollo de hábitos apropiados de pensamiento y acción, de habilidades, conocimientos y actitudes”. El adiestramiento debe existir para todos los empleados, sin tener en cuenta su nivel de jerarquía, sin embargo. La finalidad de adiestrar a los oficiales de policía, es asegurar a los departamentos y al público en general, que todos los representados de la Ley  realizaran sus tareas con facilidad, seguridad y en forma satisfactoria. Así pues, el adiestramiento contribuye a que desempeñe la tarea general de aplicación de las leyes, y de profesionalizar a los policías a que realicen mejor su trabajo actual. O prepararlos para misiones futuras.

Es importante recordar que la capacitación para que sea efectiva, debe incluir aprendizaje. La mayoría de los elementos policiacos aprenden por la práctica, por medio de conversaciones con colegas, la lectura de libros, videos, informes, periódicos y por medio de la participación en las clases impartidas en las academias formales de instrucción, un policía puede aprender por iniciativa propia la mayor parte de las cosas que necesita conocer; pero un departamento mucho menos la Dirección debe confiar en este tipo de instrucción si desea que sus operaciones den buenos resultados hacia la sociedad. 

El adiestramiento debe ser formalizado y dirigido, tanto en el aspecto de clase formal de instrucción, como desde el punto de vista del aprendizaje cotidiano en las situaciones representadas por el trabajo regular.

Para trabajos en una organización tan compleja como la policía se deben de habilitar tres categorías amplias de capacitación: habilidades, actitudes y conocimientos, todo esto proporcionan una base para comprender los objetivos departamentales, dando a los oficiales un sistema de valores por medio del que estarán en mejores condiciones para evaluar las situaciones antes de entrar en acción y procura una comprensión más amplia de  las finalidades y los objetivos del trabajo policiaco. 

Los asuntos de la policía son, en la actualidad “asuntos importantes” y cada vez son más los departamentos que exigen que exista la necesidad de perfeccionar la administración policiaca.

En sentido formal, la planeación en las dependencias de policía es una función relativamente nueva. El progreso técnico en el campo policiaco es rápido; sin embargo, el mejoramiento administrativo es lento. Los adelantos de la policía en otros campos de trabajo, hacen imperativo que esta siga manteniendo el mismo paso y los cambios de la época le exige que proporcione un servicio más eficiente y eficaz; hecho que, se logra solamente mediante el mejoramiento de la administración.