Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es sábado, 4 de diciembre de 2021

Realidad de BCS

Peleado con 10 gobernadores, con amenaza de regresar al semáforo rojo y un Morena súper dividido, llega López Obrador a su elección intermedia En la entidad la ansiedad invade a pretensos políticos que hacen reuniones masivas sin considerar las medidas sanitarias Crece el riesgo de voto de castigo de ciudadanos ante la decepción y pésimas decisiones del gobierno federal morenista



El tiempo que el presidente Andrés Manuel López Obrador desdeña la petición de diez gobernadores de reunirse con él para dialogar respecto a la posibilidad de que se modifique el pacto fiscal federal, los representantes de este gobierno en las diversas entidades tratan de acomodarse al proceso político electoral que ya arrancó desde septiembre mientras que se adaptan a una nueva dirigencia nacional misma que además tendrá que enfrentar impugnaciones.

Todo esto se registra en medio de la posibilidad real de que literalmente en todo el país se tenga que decidir por regresar al semáforo rojo, es decir al confinamiento total y la paralización de toda la economía salvo actividades realmente esenciales.


Por supuesto que para el presidente Andrés Manuel López Obrador, es claro que la prioridad es que se hagan las cosas a su modo y en estricto apego a sus deseos personales, disposiciones que por lo pronto ya tienen en franca rebeldía la tercera parte de las entidades que conforman el llamado pacto federal.


Como si el asunto fuera menor, López Obrador se niega a dialogar con los gobernadores de esas entidades en su afán de marcar la división y la distancia entre grupos sociales, lo que desde el inicio de la actual administración federal ha sido una constante muy evidente.


Ante esta circunstancia que puede mezclarse con los pésimos resultados en la lucha contra el Coronavirus a nivel nacional, los representantes de Morena intentan salir lo menos raspados en la búsqueda de una nueva dirigencia y por supuesto las candidaturas respectivas para las entidades y todos los puestos de elección popular que estarán en juego en las elecciones de junio del año que entra.


Una capirotada de temas se mezcla ya desde ahora los que seguramente harán crisis justo en el momento de la elección, justo donde aún no está muy claro cómo reaccionarán los ciudadanos que hasta este momento confían en las propuestas morenistas a pesar de la accidentado y fracturado ambiente que existe en ese partido.


Está claro que el nivel de emergencia que puede reactivarse en las próximas horas si continúa el aumento de casos de covid-19, puede meterle aún más presión al proceso político que desde ayer

se confirmó la cifra de más de 90 mil muertos en el país lo que mantiene a todos los sectores muy atentos.


El riesgo de que la crisis sanitaria se convierta en una aguda crisis económica es que el proceso político-electoral recoja el malestar ciudadano con una votación nada favorable al gobierno morenista.

Obviamente la ansiedad que ya registran algunos actores políticos los ha llevado a realizar reuniones masivas sin tomar las medidas sanitarias adecuadas por lo que es posible que también este tipo de actividades sean canceladas por parte de las autoridades sanitarias.


Estamos a punto de concluir esta semana el mes de octubre y es muy factible que al entrar noviembre se conozcan nombres de quienes serán los aspirantes definitivos a las candidaturas a la gubernatura, por lo que será necesario que se desplieguen acciones suficientemente inteligentes para impulsar propuestas e invitar a la población a que participe en el proceso político electoral con la intención clara de privilegiar la salud de la población.


Obviamente aún no está bien calculado lo que puede pasar políticamente en el país si las referidas diez entidades rompen definitivamente con el gobierno de López Obrador, que se puede empatar con la crisis sanitaria y como consecuencia una inevitable crisis económica.


El riesgo para Morena es que la población se cobre con un voto de castigo todos los errores cometidos hasta ahora en esta revoltura de factores negativos provocados por errores pifias y hasta omisiones del decepcionante gobierno que encabeza el indolente López Obrador.


¿no le parece así amable lector?