Noticias de BCS, México y el mundo.

Realidad de BCS - miércoles 17 junio 2020


• El discurso distractivo de AMLO afecta la ya deteriorada imagen de Víctor Castro Cosío • El delegado de la Secretaría de Bienestar está esperanzado al “dedazo” para ser candidato a gobernador en el 2021 • La decepción ciudadana y división interna impactará a morenistas en el próximo resultado electoral

La estrategia del gobierno federal de dividir la sociedad mexicana para generar dos grandes bloques con miras a las elecciones del 2021, busca principalmente desviar la atención sobre los graves efectos fatales del Covod-19 y el pésimo manejo de la crisis sanitaria y económica en nuestro país.

 

El Presidente Andrés Manuel López Obrador tiene prisa en evitar al máximo que la sociedad esté atenta a la manera negativa en que se manejan los temas económicos y el riesgo de que la pandemia no disminuya en lo que resta del presente año.

 

López Obrador ha insistido en distraer a la población, ya desde hace dos semanas en que ha tratado de ponderar el tema político-electoral.

 

Desgraciadamente para el mandatario nacional y su partido Morena, esta división que se pretende resaltar en la ciudadanía en general, ya se registra al interior de este partido que a un año de las elecciones ya tiene graves confrontaciones internas.

 

El mandatario nacional y sus principales seguidores desean que los comentaristas y analistas en general enfoquen su atención a los temas electorales así como a la evidente confrontación que ya trae presente el ejecutivo federal con varios gobernadores de los estados, principalmente con los emanados del blanquiazul que le han hecho notar al mandatario que es necesario replantearse el actual pacto fiscal federal.

 

Obviamente esta actitud distrayente de López Obrador se pretende aplicar en la entidad por su principal representante que es el delegado de Bienestar en la entidad Víctor Castro Cosío, quien además es uno de los pretensos, hasta ahora más a la vista de Morena para buscar la candidatura a la gubernatura.

 

Desgraciadamente para los morenistas locales el discurso de López Obrador no penetra en el ánimo de los sudcalifornianos como alguna vez pasó.

 

Ahora las condiciones son muy diferentes y ante decisiones arbitrarias contrarias a los intereses de la comunidad, la decepción y desencanto, repercutirá en la popularidad ya muy diezmada de Castro Cosío.

 

El mal manejo sobre la pandemia epidemiológica, la crisis económica y un desempleo galopante, así como un clima de inseguridad en el resto del país, ya golpean en el ánimo de los ciudadanos.

 

Ese mal manejo y las políticas erradas del gobierno federal que resultan injustificables, como por ejemplo la eliminación de apoyos para la gasolina y diesel para pescadores ribereños, serán verdaderos reclamos que se pueden convertir en sufragios adversos.

 

Una muestra de ese malestar ciudadano son las marchas vehiculares realizadas el pasado fin de semana en muchas ciudades del país, como aquí en La paz, en donde cientos de ciudadanos exigen literalmente la renuncia de López Obrador como Presidente de México.

 

Mientras esto sucede en Morena nacional la dirigencia pretende sancionar por presunta corrupción a su secretaria general Yeidckol Polevnsky, lo que si se comprueba puede resultar una verdadera contradicción para la principal bandera que defiende López Obrador quien en su ya evidente desesperación intenta también por otra parte regañar a los representantes de los medios de comunicación.

 

Por lo pronto queda claro que la principal batalla que tendrán que enfrentar los morenistas, hoy por hoy en el poder federal, será la contienda interna que puede tener efectos adversos para este partido en el próximo proceso electoral.

 

Por supuesto no apremia la crisis sanitaria y económica, para el representante del jefe del ejecutivo federal en la entidad, el delegado Castro Cosío, su prioridad es ser candidato a gobernador por Morena, sin embargo, hasta ahora está claro que su propuesta está hueca y solo lo sostiene la esperanza de que el clásico dedazo presidencial le favorezca por encima de la lucha interna y las aspiraciones de otros morenistas.

 

Ya veremos qué sucede.