Noticias de BCS, México y el mundo.

Realidad de BCS - lunes 06 julio 2020


• Un error más de López Obrador su contradictoria visita a Donald Trump • Veremos qué expresan en BCS opositores a los gobiernos del PRI y del PAN, que por años han cuestionado la política intervencionista e intimidante estadounidense • ¿Se atreverá AMLO a reclamar las despreciables expresiones hechas por el presidente norteamericano contra nuestro país?

Esta semana el mandatario de México, Andrés Manuel López Obrador visitará al presidente de los Estados Unidos Donald Trump en lo que será una de las contradicciones y errores más grandes del mandatario mexicano. Nadie debe olvidar que ser amigo de los enemigos estadounidenses, puede generar consecuencias nada agradables para nuestro país.

 

El gobierno de López Obrador ha manifestado su total apoyo a los gobiernos de Bolivia, Cuba, Nicaragua y no se diga Venezuela, países que tienen serias diferencias con los norteamericanos lo que podría incluso ser motivo de reclamo a México por el inestable mandatario estadounidense.

 

Aunque más allá de esas contradicciones que pueden ser muy evidenciadas en esta visita, que es por cierto el primer viaje internacional de López Obrador, ya como mandatario nacional, está claro que lo que se busca de fondo es el apoyo electoral para un Donald Trump que cada día está más debilitado en su búsqueda de reelección presidencial.

 

Por supuesto habrá que observar ahora qué dicen los extremistas apoyadores de un López Obrador que se precia de ser de izquierda, anti neoliberal, hiper nacionalista y que va literalmente a besarle la mano al jefe del imperialismo y capitalismo norteamericano.

 

Veremos también qué dicen los referidos países caribeños a quienes hasta ahora no se les ha ofrecido alguna escusa por hablar tan bonito de su principal enemigo, el presidente norteamericano.

 

Por supuesto también tendremos que observar qué expresan al respecto los representantes de la administración federal en la entidad que durante años como opositores a los gobiernos del PRI y del PAN, se han manifestado en contra de la política intervencionista e intimidante estadounidense. Tendrán que buscar ahora un discurso adecuado para justificar la contradictoria visita presidencial al “incómodo” vecino país del norte.

 

Sobre todo, en esa ala radical que conforma a la actual administración federal y que seguramente en el fondo no están de acuerdo con la sumisa postura de López Obrador ante el poderoso Donald Trump.

 

Obviamente veremos si el jefe del ejecutivo federal mexicano reclama las despreciables expresiones hechas por el presidente norteamericano contra nuestro país y si dice algo respecto a la intimidante y violatoria postura de violación a los derechos humanos, al construir un nefasto muro literalmente antimexicano.

 

Apenas la semana pasada se llevó a cabo una deslucida celebración de segundo año de la victoria electoral de Morena a nivel nacional y coronarla con una visita a Estados Unidos que vive en un clima álgido de campaña electoral presidencial, es por lo pronto calificada por expertos y analistas nacionales e internacionales como un grave error de cálculo político.

 

Veremos si la vieja guardia de la izquierda sudcaliforniana que durante años han cuestionado a los mandatarios nacionales por su relación con los norteamericanos se anima a cuestionar públicamente esta innecesaria visita presidencial.

 

Primera gira internacional de un López obrador que últimamente ha quedado en claro que cada día es menos la gente que le apoya.

 

Por lo pronto la expectativa que existe es que esta visita al país norteño se suma a las ya incontables pifias de nuestro desgastado mandatario nacional.

 

Ya veremos qué tan espeso resulta el maquillaje mediático de esta actividad.

 

Ya veremos.