Noticias de BCS, México y el mundo.

Realidad de BCS - viernes 01 marzo 2019


• Urge la nueva ley de movilidad y esta no debe generar berrinches de connotados morenistas • Es una necesidad que exigen las nuevas condiciones sociales y de transporte de la entidad • Nadie debe esperar que pasen situaciones más graves que afecten la imagen internacional de la media península

 

Ante e lamentable incidente en el que un taxista agredió a un conductor de un vehículo Uber en Los Cabos, se hace más necesario que se defina de una vez por todas, una nueva ley de movilidad en la entidad que regule no solo labor de este tipo de transporte sino del resto de la población sobre todo con necesidades especiales que también requieren de documento de esta naturaleza.

 

Actualizar y regular el transporte y la movilidad en general en la entidad es una materia que ya urge se le dé el tratamiento que requiere.

 

El problema parece ser que la mafia de las concesiones de taxistas es la que no está de acuerdo con que este tema se trate y se actualice y por desgracia para la población en general, ha sido muy politizado por quienes ahora son los desesperados representantes de Morena en Baja California Sur.

 

Porqué de pronto a los representantes de Morena, Leonel Cota y Víctor Castro los exalta este asunto en el que queda claro mediante un video que un taxista se abalanzó deliberadamente contra un conductor de Uber exponiendo la vida de ese conductor y de dos pasajeras que además eran extranjeras.

 

¿Porqué de pronto se intenta de minimizar este grave incidente y aún se trata de burlar de la inteligencia de la población al decir que se trata de un posible montaje en el referido video?

 

Tal vez se deba a que existen compromisos políticos con los dueños de las concesiones concentradas muchas de ellas en unas cuantas manos y que a lo largo de los gobiernos del PRD-PT con Leonel Cota y Narciso Agúndez se otorgaron alrededor de cinco mil concesiones.

 

Es evidente que este tema se tiene que transparentar y la nueva ley de movilidad seguramente deberá tener un apartado en donde se hagan públicas las listas de quienes poseen una concesión de esta naturaleza para saber y entender de una vez por todas quienes son los que han buscado y encontrado (por cierto, muy rápido) el apoyo muy expresivo de Cota Montaño y Castro Cosío.

 

¿Cuál es el secreto de las concesiones de transporte en la entidad?

 

¿acaso se esconde algo turbio de las pasadas administraciones estatales?

 

¿Porque se defiende la vieja forma de otorgar las concesiones con tanto recelo por parte de los referidos morenistas?

 

Defensa en la que por cierto no se ha sumado al presidente de Morena en la entidad Alberto Rentería fijar su postura al respecto.

 

Bien valdría la pena preguntar al presidente de México Andrés Manuel López Obrador en su visita de este fin de semana a la entidad, cuál es su punto de vista sobre la situación tan álgida que se vive en Los Cabos en materia de transporte que ya preocupa a todos los sectores y que definitivamente ha sido minimizada también por la propia alcaldesa morenista Armida Castro.

 

¿Acaso se espera que suceda un incidente mayor en el que se pongan en riesgo la vida de extranjeros sin que nadie haga algo al respecto?

 

¿No importa entonces ni siquiera la negativa imagen internacional que se pueda generar?

 

La ley de movilidad no es un capricho de nadie y por supuesto no debe generar los berrinches que henos observado hasta ahora de los connotados morenistas.

 

Es una necesidad que exigen las nuevas condiciones de nuestra sociedad no solo con el tema del transporte.

 

Por ello es necesario que ya desde ahora los legisladores tomen cartas en el asunto y aterricen un documento legal que regule esta movilidad en Baja California Sur antes de que sea demasiado tarde y se tengan que lamentar situaciones más graves que las lesiones de un conductor de Uber y dos pasajeras extranjeras.

 

Por supuesto políticamente también tendrán que mostrar a la luz de la opinión pública los nombres de los concesionarios actuales y por supuesto de los que en el futuro gozarán legítimamente de esta herramienta de trabajo.

 

Esperemos que las cosas no pasen a mayores y contemos en breve con una nueva ley de movilidad que por supuesto los sudcalifornianos en general se merecen.

 

¿No le parece así amable lector?