Noticias de BCS, México y el mundo.

¿Realmente han disminuido los actos delictivos y violencia en BCS?

lunes 12 noviembre 2018 | Por: Gilberto Santisteban Flores | Policiaca ¿Realmente han disminuido los actos delictivos y violencia en BCS?

Se normalizan las cifras de homicidio en BCS;, sin embargo la estadística del tercer trimestre del 2018 del Semáforo Delictivo indica que la entidad continúa en la lista de los Estados con doble rojo en el tema de delitos de alto impacto

La Paz, Baja California Sur.- Uno de los temas destacados en el tercer informe de gobierno de Carlos Mendoza Davis fue el avance que hay en materia de seguridad. La pregunta que trasciende tras el informe del mandatario es si realmente la violencia ha desaparecido y la tranquilidad ha regresado a los niveles óptimos que caracterizaban a Baja California Sur (BCS). 


“No todo ha sido bueno ni agradable, la violencia sin razón nos arrebató la tranquilidad a la que todos tenemos derecho. En el rostro oscuro de la violencia tuve que vivir mis días más difíciles como gobernante, sin duda, pero también como ser humano”, declaró. 


“Padecí la tristeza, el enojo y el desconsuelo de ver cegada la vida de muchos ciudadanos, algunos cercanos y apreciados por nuestra sociedad; supe del dolor que no admite explicaciones, del reclamo, lo sentí”, reconoció el gobernador Mendoza en su tercer informe de gobierno.

 

El mandatario panista expuso ante el auditorio que para resolver la problemática en BCS, se apostó por una restructuración de las instituciones de seguridad y alinearon el trabajo coordinado con las fuerzas armadas y las corporaciones federales. 


“La tasa de homicidios por cada 100 mil habitantes bajó de 75 el año pasado a 17 en 2018. Como ejemplo, en octubre del 2017 desafortunadamente registramos 143 homicidios violentos, contra 4 registrados en octubre de este año”, destacó Mendoza. 


Se han asegurado 381 armas, 495 cargadores, 136 mil cartuchos y decomisado aproximadamente un millón de dosis de marihuana, 8 millones de cristal y casi 23 millones de cocaína en el último año de operativos, según el gobernador. 


Asimismo, se han detenido a 92 homicidas de los cuales 51 corresponden a La Paz, 30 a Los Cabos, 4 a Comondú y 7 a Mulegé. 


“No me refugio en la complacencia, ni me precipito al autoelogio, pero vamos ganando la batalla a la ilegalidad. Sé que falta mucho por hacer. Sé que avanzar en la solución de los problemas no remedia el dolor de muchas familias”, compartió. 


“Vi ese dolor de cerca y, créanme, lo compartí. Lo sufrí. En los momentos de mayor violencia, hubiera querido hacer más. Hice lo que estuve a mi alcance. Lo seguiré haciendo. Les pido su apoyo. Combatir el crimen es un asunto de todos. El problema dista mucho de estar resuelto, pero, no tengan duda, juntos lo resolveremos”, informó Mendoza Davis. 

¿Realmente han disminuido los actos delictivos y violencia en BCS?


  • Baja la percepción de inseguridad 

Algo que demuestra la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), es que a percepción de inseguridad ha ido a la baja en el 2018. 


En el tercer trimestre del 2017, La Paz y Los Cabos reportaban un 73.1% y un 66.2% de percepción de inseguridad según la encuesta del Inegi. 


Para el tercer trimestre del 2018, el mismo estudio revelaba que la percepción de inseguridad en La Paz había bajado a un 48% mientras que en Los Cabos se había reducido a un 66.2% 


  • La otra cara de las estadísticas de seguridad 

Uno de los ejemplos que utilizan las autoridades para demostrar que la lucha contra la violencia está funcionando son las estadísticas del Semáforo Delictivo. 


El gobernador del Estado, Carlos Mendoza Davis, expone constantemente que la asociación vuelve a dejar en focos verdes a la entidad. Esto es cierto, hay focos verdes donde antes había focos rojos. 


Sin embargo, esta interpretación del Semáforo Delictivo es tibia si no se han documentado las estadísticas de la asociación durante los últimos 5 años. Trabajo que esta redacción ha realizado para documentación periodística. 


El Semáforo Delictivo comienza a normalizar las cifras de homicidios. En febrero del 2018 se registraron 18 asesinatos en la media península, este número dejó un foco verde para BCS cuando hacía 2 años hubiera provocado una alerta doble roja para la entidad. 


Esto quiere decir que lo que en el 2013 y 2014 eran cifras negativas de homicidios para BCS, pasaron a ser “cifras saludables” desde la perspectiva del Semáforo Delictivo.

 

Las estadísticas que publica mensualmente el Semáforo Delictivo corresponden al número de denuncias interpuestas ante la Procuraduría General de Justicia del Estado. La asociación realiza una comparativa de la incidencia delictiva que reporta cada entidad.

 

Con base en el número de homicidios registrados durante el 2017, las cifras del 2018 no reflejaban un problema tan grave de violencia, sin embargo, 18 asesinatos en un mes es una estadística muy alejada de la realidad pacifista que ha destacado a BCS. 


En pocas palabras, el Semáforo Delictivo pasó de marcar con doble rojo a La Paz por 10 homicidios en un mes en el 2015, a un foco amarillo por 12 asesinatos en un mes transcurrido en el 2018. 


Incluso, la última estadística del mes de septiembre indica que en BCS se reportaron 20 asesinatos. Según el Sistema Nacional de Seguridad Pública, 14 de estos homicidios se cometieron con armas de fuego. 


Entonces ¿Ha disminuido la violencia realmente en BCS? Los delitos de alto impacto sí han descendido en la entidad si comparan con el 2017, año que destacó como el más violento en la historia contemporánea. 

¿Realmente han disminuido los actos delictivos y violencia en BCS?


¿Han disminuido los homicidios en BCS? Si se compara con el 2017, durante el 2018 los asesinatos han ido a la baja en comparación del año pasado, sin embargo, sigue estando por arriba de las cifras reportadas en el 2015 y el 2016. 


Si el mensaje de victoria contra los delitos de alto impacto se diera en este momento, tendríamos que consolarnos con un estado menos violento de lo violento que fue durante el año en el que más homicidios se cometieron en su historia. 


Hay que recordar que las autoridades toman como referencia octubre del 2017, mes en el que BCS alcanzó un histórico de 143 homicidios. Cuando la violencia reventó todos los parámetros que los sudcalifornianos habían conocido desde el 31 de julio del 2014 cuando comenzó el fenómeno en La Paz. 


Es cierto ese discurso del gobierno del Estado: el 2018 ha sido un año que no está ni cerca de registrar los niveles de violencia del 2017, pero, a la vez, el 2018 no está ni cerca de ofrecernos las estadísticas óptimas que BCS registraba antes del mandato de Carlos Mendoza. 


Para ejemplo, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública entre enero y septiembre del 2018 se han reportado 149 homicidios en la entidad, 108 de ellos con armas de fuego. 


El 2015 cerró el mismo periodo con 97 homicidios de alto impacto, mientras que el 2016 lo hizo con 103. El 2018 sigue siendo el segundo año con más homicidios y delitos de alto impacto en la historia de BCS. 


“Tres años después, vamos por la ruta correcta. Ocupamos el primer lugar nacional en disminución de homicidios y el segundo en disminución de delitos de alto impacto”, afirmó Carlos Mendoza en su informe de gobierno. 


Sobre este último punto, queda destacar que el Semáforo Delictivo ha colocado a BCS como el noveno estado con la incidencia en delitos de alto impacto más alta en el país. 


Asimismo, la estadística del tercer trimestre del 2018 del Semáforo Delictivo indica que la entidad continúa en la lista de los Estados con doble rojo en el tema de delitos de alto impacto.