Michelle Valdez

Reforma educativa no debe ser rehén de intereses políticos: Jiménez Márquez 

16/05/2018 01:53 Por: Rodrigo Aguiar Reforma educativa no debe ser rehén de intereses políticos: Jiménez Márquez 

El titular de la SEP dijo que se busca es transformar el sistema educativo y que México no se quede rezagado frente al mundo entero 

La Paz, Baja California Sur.- La reforma educativa no debe politizarse sino defenderse ya que brinda herramientas a los jóvenes egresados para que puedan resolver problemas sociales, afirmó Héctor Jiménez Márquez, titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP). 


En entrevista previa a la entrega de reconocimientos a maestros por años de servicio con motivo del Día del Maestro, Jiménez Márquez dijo que el 90% de los países  están buscando mejorar sus sistemas educativos y México no debe ser la excepción. 


“Están tratando de fortalecer sus sistemas educativos, que les brinden mayores fortalezas a los estudiantes, a los jóvenes de cada país, no solo en la búsqueda del tema de la búsqueda de un mejor empleo sino de resolver los grandes problemas sociales que hoy tenemos”, dijo Jiménez Márquez. 


“A nuestros jóvenes les tenemos que dar mayor fortaleza, resiliencia para decir no a lo que es malo como el tema de las adicciones y poder decir sí al tema de la búsqueda de un mejor empleo, de una mejor convivencia. Dejar la reforma atrás es salirse de una inercia que en el mundo en general”, dijo el titular de la SEP. “México no se puede quedar rezagado por una visión oportunista en términos políticos”, agregó. 


Sostuvo que la reforma educativa “requiere de muchos más análisis, [...] los avances tecnológicos exigen que hagamos una revisión de planes y programas para ver cuáles son las competencias que hoy en día enfrenta un joven que egresa para entrar al mercado laboral, un joven que desea mejorar sus niveles de vida, ser próspero, y requiere de nuevas habilidades, métodos”. 


Además, esto hace necesario contar con docentes más preparados que continuamente estén reforzando sus conocimientos. 


Sostuvo que la reforma no debe verse como un tema administrativo, sobre si agravia o no derechos, sino como algo más integral, “visto desde la perspectiva de fomentar fortalezas en los estudiantes. No es un tema político. Se requiere de un análisis mucho más profundo para ver qué cosas son las que convienen”.


Jiménez Márquez dijo que los procesos de la reforma han permitido a los jóvenes el tener acceso a puestos de trabajo que, de otra forma, no hubieran estado a su alcance. 


“No creo que los maestros quieran regresar a un modelo viejo donde había que esperar 30 años y por puntajes y antigüedad tener un cargo. Hoy tiene la capacidad de llegar a esos cargos gracias a sus capacidades, a presentar un examen”, agregó.