Noticias de BCS, México y el mundo.

Los Cabos se une a la campaña de la Semarnat “Sin popote está bien”

miércoles 23 mayo 2018 | Por: Brenda Yañez | Los Cabos Los Cabos se une a la campaña de la Semarnat “Sin popote está bien”

95 por ciento de los popotes de plástico que se consumen en México no son reciclados

Cabo San Lucas, Baja California Sur.- La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) a nivel federal ha lanzado la campaña “Sin popote está bien”, una campaña con cobertura nacional en radio, redes sociales y medios complementarios, y estará dirigida a hombres y mujeres de entre 13 y 65 años. 


El mensaje de la campaña es generar conciencia de que el plástico ha provocado la muerte de hasta un millón de aves y cerca de 100 mil mamíferos marinos de 600 especies, además de tortugas marinas en todo el mundo, de acuerdo a cifras que se dieron a conocer en la Conferencia sobre los Océanos del 2017. 


La Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) Los Cabos ha invitado a los comensales a evitar el uso de popotes y en algunos casos se evita entregar las bebidas con popote a menos que el cliente lo pida, incluso escuelas con carreras en hotelería y servicios, alimentos y bebidas, como el Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos (Cecyte) enseña a los alumnos de esas carreras a promover la importancia de evitar los popotes. 


De acuerdo a información difundida por Canirac Los Cabos, el 95 por ciento de los popotes de plástico que se consumen en México no son reciclados llegando a lugares tan peligrosos como los mares puesto que los peces, aves y tortugas confunden estos objetos como alimento y de continuar con estas acciones, se estima que para el 2025 existirá más plástico visto en los mares que mismas especies animales y al ser Los Cabos un destino de playa, es muy probable que miles de popotes que se utilizan en este destino turístico llegue al mar. 


La campaña “Sin popote está bien” de la Semarnat concluirá el próximo 8 de julio, todo esto con la finalidad de hacer consciencia de que el uso tan efímero de los popotes que es de 15 minutos a dos horas promedio, se contrasta con los 100 años que tarda en degradarse.