Noticias de BCS, México y el mundo.

En 12 años las mujeres siguen sin tener oportunidades en BCS

viernes 05 enero 2018 | Por: Alinne Mekler Aguilera | La Paz En 12 años las mujeres siguen sin tener oportunidades en BCS

El INMujeres indicó que los casos más visibles son el hecho de pertenecer a un sector que trabaja y no es remunerado o a la posibilidad de ser emprendedoras

La Paz, Baja California Sur.- Tal y como señalan las estadísticas oficiales del Instituto Nacional de las Mujeres (INMujeres) la cual preside, Lorena Cruz Sánchez, se enmarca que tras 12 años de trabajos, cambios y esfuerzos sociales, económicos y educativos, siguen existiendo en Baja California Sur (BCS) un rezago de oportunidades evidente para las mujeres, siendo que las políticas a favor de este género apenas se encuentran dando sus primeros pasos.


Dentro de la tasa de participación económica del 2017, los hombres marcaban hasta un porcentaje de 80.0 mientras que las mujeres fueron colocadas en un alarmante 51.0, esto de acuerdo a la Encuesta Nacional de Empleo dentro del segundo trimestre, siendo que en 2015 las mujeres sudcalifornianas se mostraban en un 42.6 mientras que los hombres en un 81.2


En lo que se refiere a la tasa de desocupación para BCS, en el 2005 las mujeres se colocaron en un 3.1 y los hombres en 1.9, recalcando que para el pasado 2017 las cifras de ambos se elevaron, pero sin embargo continúan las diferencias, pues las mujeres tuvieron 4.4 y los hombres un 3.8, de una tasa de 100 personas de cada género. 


Dentro de los porcentajes de la población ocupada que no recibe remuneración, es decir quienes trabajan y no reciben un pago, no es de sorprenderse que las mujeres siempre estén en la punta de las estadísticas, pues en 2015 se tuvieron hasta el 5.7 y en 2017 3.1, donde los varones tuvieron en el 2005 1.4 y para el 2017 1.1; cifras evidentes ante la desigualdad social que existe actualmente.


Finalmente, dentro de los porcentajes donde se perfilan a quienes son empleadores por género, Los hombres tuvieron un 7.0 en 2005 y un 7.5 en 2017, es decir aumentaron sus posibilidades de emprendimiento, pero en el caso de las mujeres, mostraron un 2.7 mientras que en el 2017 elevaron un poco la estadística hasta en un 3.7, algo que no puede compararse con el genero masculino, pues nunca se redujo sino que al contrario se mantuvo y elevó.