Noticias de BCS, México y el mundo.

Denuncian abandono de un bebé en hospital de Mazatlán

miércoles 23 noviembre 2016 | Por: Independencia | Nacional Denuncian abandono de un bebé en hospital de Mazatlán

CIUDAD DE MÉXICO. El pasado 16 de noviembre, una mujer joven acudió a un hospital, ubicado en la colonia Santa Elena, en Mazatlán, Sinaloa, solicitando atención médica para su bebé, de 43 días de nacido, y ahí lo aban

CIUDAD DE MÉXICO.

El pasado 16 de noviembre, una mujer joven acudió a un hospital, ubicado en la colonia Santa Elena, en Mazatlán, Sinaloa, solicitando atención médica para su bebé, de 43 días de nacido, y ahí lo abandonó.

Personal del Hospital General Dr. Martiniano Carvajal informó que, tras ser ingresado al área de pediatría, el pequeño fue sometido a una serie de estudios, debido a que presentaba problemas respiratorios; luego de los resultados, se le informó a la madre que el menor tenía que permanecer en el nosocomio, debido a que presentaba un cuadro de neumonía. Después de algunas horas de permanecer al lado del pequeño Pedro Pablo “N”, la mujer informó al personal que saldría por unos momentos para comer, sin embargo, esa fue la última vez que estuvo en el hospital y nadie ha buscado al pequeño. El personal sólo logró averiguar que la joven madre vive en la colonia Francisco I. Madero y es adicta. Tras unas horas de la ausencia de la madre, el personal del Martiniano Carvajal dio aviso a la Procuraduría de la Defensa del Menor y al Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia, para tratar de localizarla y determinar la situación de Pedro Pablo. Mientras tanto, el bebé de apenas 43 días de nacido continúa recibiendo atención médica y, de acuerdo con el personal administrativo del hospital, una vez que recupere su salud, será entregado al DIF para que se haga cargo de él. Los médicos que atienden al recién nacido informaron que, a su ingreso, además del cuadro de neumonía, presentaba signos de desnutrición y tenía bajo peso; actualmente el bebé ha mostrado mejoría en su estado de salud, pues en un principio su alimentación se hacía de manera intravenosa ya que, debido a lo delicado y la debilidad del menor, no podía ingerir alimento