Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es sábado, 19 de septiembre de 2020

Indultan a tres mil 522 presos en Cuba

LA HABANA, 12 de septiembre.— El gobierno de Cuba indultó ayer a tres mil 522 presos, la mayor cifra desde la revolución de 1959, como gesto por la próxima visita del papa Francisco, medida recibida con “profunda s

Indultan a tres mil 522 presos en Cuba

1301887 LA HABANA, 12 de septiembre.— El gobierno de Cuba indultó ayer a tres mil 522 presos, la mayor cifra desde la revolución de 1959, como gesto por la próxima visita del papa Francisco, medida recibida con “profunda satisfacción” por la Iglesia católica. El Consejo de Estado de la República de Cuba (máximo órgano del gobierno), en ocasión de la visita de Su Santidad, el papa Francisco, y al igual que aconteció cuando nos visitaron los Sumos Pontífices Juan Pablo II y Benedicto XVI, acordó indultar a tres mil 522 sancionados”, anunció el diario oficial Granma. Entre los indultados destacan personas con más de 60 años de edad, jóvenes menores de 20 años sin antecedentes penales, enfermos crónicos, mujeres, varios que arribaban al término establecido para la libertad condicional en el año 2016, así como extranjeros, siempre que el país de origen garantice su repatriación”, señaló el diario. Explicó que “esta decisión se hará efectiva en el término de 72 horas”. Los obispos católicos recibieron con “profunda satisfacción” el indulto: “Con esta acción misericordiosa se anticipan los frutos que la visita del papa Francisco nos dejará para el bienestar de todo nuestro pueblo”, dijeron en un comunicado. La Conferencia de Obispos Católicos recibe con profunda satisfacción el acuerdo del Consejo de Estado de indultar tres mil 522 reclusos como gesto humanitario en ocasión de la visita del papa Francisco”, agregaron. El 28 de diciembre de 2011, el gobierno de Raúl Castro indultó a 2,991 presos por la visita del papa Benedicto XVI (que realizó en marzo de 2012), diez veces más que los que liberó Fidel un mes después de la visita de Juan Pablo II, en enero de 1998.