Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es jueves, 25 de febrero de 2021

Empeora abandono de ancianos en pandemia; en pocos casos se presentan denuncias

• Los casos de adultos mayores encerrados bajo llave, sin alimentos, golpeados o dejados a su suerte en las calles, han aumentado en Neza y Ecatepec, reconocen autoridades municipales

Empeora abandono de ancianos en pandemia; en pocos casos se presentan denuncias

ECATEPEC.-Al considerarlos una población más susceptible de contraer covid-19, el abandono de ancianos se agudizó en el Estado de México.

Algunos municipios registran de dos a tres reportes semanales por violencia contra adultos mayores de 60 años, cuyos familiares los dejan encerrados bajo llave, sin alimentos, o de plano los abandonan en la calle para evadir darles cuidados.

En Nezahualcóyotl se presentaban uno o dos casos de este tipo cada 15 días, pero la incidencia de duplicó. Además, en muy pocos casos se presentan denuncias penales y se castiga a los responsables, admiten autoridades.

Yuritzi Hernández, subdirectora municipal de Atención a Víctimas y Célula de Búsqueda de Personas, dijo que la pandemia agudizó este problema porque en muchas familias el proveedor principal perdió su empleo. La falta de recursos y vivir en hacinamiento dificulta cuidar a los adultos mayores.

En algunos hogares en Ecatepec los abuelitos se han vuelto una carga y la violencia hacia ellos es constante, afirmó Carlos Vázquez, procurador municipal de Protección a Niños y Niñas.

Detalló que, aunque el año pasado detectaron esta situación, de noviembre a la fecha son más visibles los casos abandono en la calle.

Mucha gente abandonó a los adultos mayores porque piensan que son un foco de infección y, por su edad, son más propensos a enfermarse (de covid-19). Por esas razones los familiares prefieren sacarlos de sus domicilios”, indicó. 

EN PANDEMIA ABANDONAN A SU SUERTE A VIEJITOS

 En plena pandemia, abuelitos son encerrados, sin comer, víctimas de violencia física y sicológica o abandonaos en la calle, fenómeno que se ha agudizado en la entidad, al considerarlos más susceptibles de enfermarse y no querer cuidarlos.

En la mayoría de los municipios mexiquenses se presentan entre dos y tres reportes a la semana de este tipo de violencia en contra de adultos mayores de 60 años, por lo que, tan sólo en Nezahualcóyotl, de uno o dos casos que se presentaban cada 15 días ahora se duplicó.

Sin embargo, en muy pocos casos se presentan denuncias penales y se castiga a los responsables, principalmente familiares directos de las víctimas.

Yuritzi Hernández, de la Rosa, subdirectora de Atención a Víctimas y Célula de Búsqueda de Personas, explicó que el fenómeno se ha agudizado debido a que, en este municipio, un gran porcentaje de familias viven en hacinamiento y por la pandemia permanecen más tiempo en los hogares, aunado a que en muchos casos el proveedor perdió su empleo, lo que detona problemas de manutención y cuidado de los adultos mayores quienes, incluso, muchos padecen enfermedades crónicas.

Comentó que otro de los factores que inciden en el maltrato y abandono es el quererlos despojar de algún inmueble o pertenencias.

 SE OLVIDAN DE ELLOS Por su parte, Carlos Vázquez, procurador municipal de Protección a Niños y Niñas, explicó que, en muchos hogares de Ecatepec, los abuelitos se han vuelto una carga, por lo que la violencia hacia ellos es una constante.

El incremento de la violencia contra los adultos mayores se ha dado, tanto física, sicológica y económicamente, así como discriminación   al tener una edad avanzada”.

Aunque a principios del año pasado ya se tenían registros de abusos contra este sector, de noviembre a la fecha han aumentado los casos de personas que han sido abandonadas en la calle por parte de sus familiares.

Por ejemplo, don Felipe, de 79 años, fue encontrado sentado en una jardinera en el centro de Ecatepec, con problemas para respirar y esperando que a alguien lo auxiliara.

El señor Felipe relató que un médico le solicitó que se realizara unos estudios y la prueba de covid-19, pero sus familiares ya no quisieron hacerse cargo de él.

Otro caso es el de la señora Emma, de 90 años, originaria de Oaxaca, quien relató que familiares la llevaron a vivir con su hermano en la colonia Tablas del Pozo, en Ecatepec, con el pretexto de que había contagios en el entorno en el que vivía.

Sin embargo, al llegar a Ecatepec le dieron la noticia de que su hermano había fallecido y se quedó con sus sobrinos, quienes en un primer momento le habrían permitido quedarse, pero más tarde la sacaron a la banqueta a “tomar el sol” y  ya no la dejaron entrar.

Más tarde fue rescatada y, según el médico legista,  Emma presentaba lesiones en el cuerpo. Al cuestionarla, aceptó que sufría golpes y le aventaban la comida