Noticias de BCS, México y el mundo.

Realidad de BCS - lunes 29 octubre 2018


· Se aproxima renovación de dirigencia del PAN cuyo reto será reunificarse y reconquistar espacios perdidos · La consulta a militantes seré el 11 de noviembre y todo parece indicar que el próximo dirigente del PAN será Carlos Rochín · Una muestra de la fuerza que puede encabezar el PAN es la consulta denominada “exprésate” promovida por el diputado federal Rigoberto Mares, sobre el precio de la gasolina y a la que se sumaron el PRD, Partido Humanista, PRS, Movimiento Ciudadano y BCS Coherente


En la semana que inicia este día, arranca también noviembre mes en el que además de realizarse la tradicional celebración de El Día de Muertos, también habrá renovación en la dirigencia estatal del PAN, partido que se encuentra ante el enorme reto de reconquistar en las próximas elecciones los espacios perdidos en la jornada electoral del pasado primero de julio.

 

La elección de la nueva dirigencia estatal de blanquiazul está programada por su Comité Ejecutivo Nacional a través de la Comisión Estatal Organizadora, para realizarse mediante una consulta a la militancia el domingo 11 de noviembre donde alrededor de dos mil 418 afiliados a este organismo político podrán decidir sobre su nueva presidencia estatal partidista.

 

En la búsqueda de esta posición se encuentran Maritza Muñoz y Carlos Rochin, quienes encabezan sus respectivas planillas y ya desde hace semanas han hecho su propuesta a los panistas que están a punto de iniciar una nueva etapa de su organismo político.

 

Vale decir que Acción Nacional tiene diversos retos entre los que se encuentran principalmente el recuperar los espacios perdidos en la pasada elección y por supuesto conformar una propuesta competitiva que le permita mantener la principal posición política que ahora tiene: La gubernatura.

 

Nadie puede negar que la actual administración estatal encabezada por el mandatario Carlos Mendoza Davis ha hecho su tarea.

 

Se han logrado enormes avances en desarrollo, generación de empleo, obras diversas de infraestructura urbana y educativa, así como excelentes resultados en el trabajo coordinado para frenar la delincuencia.

 

Por ello es de suma importancia para el panismo sudcaliforniano, lograr que estos esfuerzos de un gobierno emanado de su partido puedan ser identificados por una sociedad que es eso precisamente lo que busca en sus autoridades: Resultados concretos, medibles.

 

Hasta ahora todo parece indicar que el próximo dirigente del PAN será Carlos Rochín, quien tendrá que buscar unificar toda esa fuerza potencial que existe en los cinco municipios de la entidad que quedó de manifiesto en el pasado proceso electoral.

 

El próximo proceso electoral que se vivirá en la entidad será en el 2021, para entonces se espera que los representantes populares emanados de Morena, que recién han iniciado su labor, puedan generar un marcado desgaste que a querer o no, ya ha iniciado demasiado pronto.

 

Esto será aprovechado por los partidos que estarán en la contienda, entre los que por supuesto se encuentra el PAN que es el que hasta ahora se observa que podría dar la verdadera batalla a los morenistas en la próxima contienda ya que el tricolor y el resto de los minoritarios organismos políticos, tardarán más en recomponerse a su interior.

 

Una muestra de la fuerza que puede encabezar Acción Nacional en próximas competencias es la consulta denominada “exprésate” promovida por el diputado federal panista Rigoberto Mares, sobre el precio de la gasolina y a la que se sumaron las representaciones del PRD, Partido Humanista, PRS, Movimiento Ciudadano y BCS Coherente que se realizó a la par que la consulta sobre el destino del aeropuerto de la Cd, de México, organizada por Morena.

 

Por ello mencionamos que es importante que la nueva dirigencia no pierda de vista ese potencial que quedó trucado en una inédita elección donde como nunca, la circunstancia política nacional influyó definitivamente sobre los escenarios electorales locales.

 

Por supuesto, una vez que los panistas conformen con su participación su nueva dirigencia estatal y el destino de su organismo político, seguramente quedarán más en claro cuáles serán las estrategias que se enfocarán a recuperar los espacios perdidos y por supuesto a conservar lo que aún se tiene.

 

Obviamente estamos a punto de ver una competencia política donde como siempre serán los ciudadanos en general quienes tendrán la última palabra.

 

Veremos qué sucede al respecto en las próximas semanas.