Noticias de BCS, México y el mundo.

Buenos días, B.C.S. - martes 28 agosto 2018


· A refundar partidos señores, no hay de otra; ¿recomponerlos, cambiar?, mmm…pero no precisamente de siglas, sino de políticos, con reformas internas…etc. · El nuevo slogan del presidente EPN en su despedida será repetido una y otra vez… · Sobre el lenguaje y comunicación del nuevo alcalde paceño, R.M.A.


 

Qué sería de Manlio Fabio Beltrones?, comentábamos hace algunos días, esta cuestión era referente a las tremendas declaraciones que vertió a la prensa unos 20 días después de estas elecciones del 1 de julio cuando habló de la histórica derrota que llevó al PRI hasta el tercer lugar como fuerza política y redujo su presencia en el Congreso; así, el ex presidente nacional de este partido, Manlio Fabio Beltrones, asume que LOS EXCESOS EN EVENTOS DE CORRUPCIÓN, LA DESIGUALDAD, LOS INTOLERABLES PRIVILEGIOS DE ALGUNOS Y LA DESATENCIÓN EN LAS NECESIDADES MÁS APREMIANTES DE LA POBLACIÓN POR PARTE DEL GOBIERNO PEÑISTA fueron algunos de los factores que generaron el mayor descalabro electoral en la vida priista. El también integrante del Consejo Político Nacional–el órgano de gobierno más importante del PRI–Beltrones se pronunció partidario de que se realice una reforma profunda al partido, antes que una refundación, Y NO DESCARTA LA IDEA DE QUE SE LE CAMBIE DE NOMBRE.

 

En ese momento de la charla- éramos unos seis compas, dentro de ellos tres priistas reconocidos, un panista y nosotros-cuando un servidor les expresó de esa declaración de Beltrones, acotando: y no lo dice cualquier opositor a este partido sino un fuerte y experimentado personaje de la política, un priista que incluso fue uno de los diez asesores especiales de la candidatura en la campaña presidencial de José Antonio Meade, y añadí, ¿cambiar el nombre?, para qué, reforma profunda al partido sí tiene más congruencia y sí también el que conlleve una refundación (que lo mismo tendrían que hacer los otros dos partidos principales perdedores, el PAN y el PRD-tema que ya traté en su momento- (con el fin de que debieran ser VERDADEROS Y NECESARIOS CONTRAPESOS para el equilibrio democrático de México y, en su caso, contrarrestar un absolutismo); pero con base al cambio de siglas ya cambiaría el partido?, pos no; y como dice la canción…”Podrás cambiar de nombre de patria, de todo, modificar tu rostro tu historia, tu modo; Pero por más que borres que limpies, que cambies, la huella de mis besos (los políticos malos) tendrás en la cara”.

 

“…Podrás correr el mundo vivir a escondidas cubrir con mil caretas la vida vivida, pero por más que corras que huyas, que cubras, las huellas de mis besos (política de corrupción) tendrás en la cara…” Y así, el otro compa (del PRI por cierto) dijo, pues sí, como luego se dice, “Aunque a la mona vistan de seda, mona se queda”. Después busqué de mi parte algunas similitudes a este término, y hallé algo, por ejemplo (fragmento) “…Del mismo modo que, conforme al proverbio griego, «aunque la mona se vista de púrpura, mona se queda», así, un individuo estúpido será siempre un individuo pero estúpido, sea cual fuere el disfraz que adopte.(…)”. Y ya en el siglo XVIII nos encontramos con Tomás de Iriarte que en su fábula “La Mona” dice así: “Hay trajes propios de algunas profesiones literarias, con los cuales aparentan muchos el talento que no tienen”.

 

EL NUEVO SLOGAN DEL PRESIDENTE EPN EN SU DESPEDIDA SERÁ REPETIDO UNA Y OTRA VEZ…

El objetivo de un mensaje de comunicación es tener una presencia mayúscula en la conciencia colectiva, en otras palabras que la idea sea recordada por el público objetivo. Y nosotros-periodistas- también deberíamos estar por encima de subjetividades y dedicarnos-en la medida de los posible-a ser objetivos. Por eso este breve temita: “Lo bueno casi no se cuenta pero cuenta mucho” fue un slogan temporal que se repitió noche y día rumbo al 5º. Informe de Enrique Peña Nieto sobre todo por medios electrónicos, hasta que en las redes sociales lo contradijeron con lemas similares pero con contenido y ejemplos contrarios…Sin embargo ahora en el proceso de entrega-recepción para dejar el poder el 1 de diciembre optó por despedirse con una serie de entrevistas (igual que Carlos Salinas, ¿recuerdan?) por televisión y radio con experimentados conductores donde, con la “apertura” de estos le permiten explicar a EPN los temas más conflictivos de su gobierno a su estilo y manera, con ensayada contundencia, temas que reitera y defiende; pero además, como parte de su adiós salen muchos spots diarios con fragmentos que conllevan su ahora reformado slogan: “LO BUENO CUENTA Y QUEREMOS QUE SIGA CONTANDO”.

 

Si ustedes, selectos lectores, se fijan bien, con este nuevo contenido reafirma su exitosa-para él-política proyectiva, es decir, hacía el entrante sexenio de A.M. López Obrador: “…Y QUEREMOS QUE SIGA CONTANDO” (que siga…); órale; y ahí es donde entran las suspicacias de si hubo o no el polémico pacto mencionado entre ambos según los críticos de este ya personaje que es AMLO; o “acuerdo” para que no se oiga tan mal…

 

A PROPÓSITO DE CONTUNDENCIA Y ELOCUENCIA ENGAÑOSA; VA UN EJEMPLO DE LO CONTRARIO

Me referiré a sólo un evento (para muestra basta un botón) de un político local, el de Rubén Muñoz Álvarez, que teniendo comprobada capacidad política, experiencia y preparación académica logra la comunicación idónea con quien más debiera: la ciudadanía, la gente, independientemente de sus declaraciones ante medios, entrevistas, etc. cuando se dirige en directo ante el o su público, (a semejanza comunicativa del ejemplo nacional de su partido, Morena, A.M. López Obrador y su contacto con la población) lo hace con las precisiones necesarias, datos, ejemplos, valentía de dar a conocer su política de exhibir lo negativo, lo indebido que hubiere en el o los casos de sus contrapartes, tanto en debates de campaña como ya electo oficialmente este 1 de julio como presidente municipal de La Paz.

 

Así que como un simple ejemplo les comentaré de un evento más del tipo de agradecimiento electoral en barrios, colonias y delegaciones (ya cerrando), además del proceso de entrega-recepción, etc.

 

Así, el de este sábado antepasado que presencié en la cancha de la familia del compa Kiki Alonso-también su familiar-donde corroboré nuevamente lo que aquí digo en esta entrada, y por qué. Pero antes, esta reflexión que he publicado en temas sobre comunicación y falsedad política. Decía…

 

“DESCONFÍA DE AQUEL QUE HABLA BONITO…”, POR LO GENERAL SON DEMAGOGOS, FALSOS

En Europa-particularmente en Inglaterra- se dice comúnmente: “desconfía de aquel que habla muy bonito” (y escribe “bonito” no bien), y acotan…da preferencia y credibilidad al lenguaje directo, franco, que denote sinceridad y contundencia, congruente con los hechos. Y en buena parte tienen razón.

 

Así pues, el uso, la utilización de la palabra, del discurso, es su principal y efectiva herramienta de este tipo de políticos y “líderes”, falsos líderes por lo general, aunque en realidad no sean auténticos, ni verdaderos, ni capaces y por ende ni bien intencionados en sus ofertas y promesas, convocatorias, etc.

 

(aquí en B.C.S. no es la excepción, pues este fenómeno se viene dando desde las “precampañas” de cada elección, como lo hemos estado viendo y oyendo, salvo excepciones, claro, ¿verdad?), etc.

Y una excepción-dentro de otras, que las hubo y hay-es la del caso que hoy me ocupa, el del alcalde Muñoz Álvarez, cuando en esa tarde familiar del esterito sin leer una sola nota, más que un “bonito” discurso de oratoria, dio una narrativa de hechos evidentes, de lo más esencial de su trayectoria (incluso hasta de sus libros, “Tiempo de gobernadores”); su referencia y cariño familiar personal y sudcaliforniana, su estancia en el ISSSTE del Edo. de México (en donde apoyó con trabajo a 69 sudcalifornianos), hasta cifras y datos duros de lo que le espera al ya próximo ayuntamiento que él presidirá, con sus grandes adeudos, problemáticas ($) como las de la C.F.E., servicios, personal, economía, etc. Y mis vecinos de silla me decían quedo: Profe, que bien conecta el Rubén, todo lo trae grabado en la mente y lo externa como platicando; qué bien…ojalá y siga así…Buenos días.