Noticias de BCS, México y el mundo.

Huellas de papel; la literatura produce perros y gatos memorables

martes 24 abril 2018 | Por: Redacción | Cultura Huellas de papel; la literatura produce perros y gatos memorables

• Dos volúmenes reúnen algunos relatos en honor a estos dos grandes acompañantes de la humanidad

CIUDAD DE MÉXICO.-La literatura está repleta de perros y gatos. Personajes entrañables hechos de papel y tinta que habitan el continente de la imaginación y que sirvieron como pretexto para llevar a cabo la compilación de los libros Dejar huella. Perros de papel, de la memoria, de la imaginación y Una sombra en el andén. Relatos fantásticos de gatos y trenes, bajo el sello editorial Cal y Arena.

 

Uno de los perros más conocidos es Argos, el amigo de Ulises, quien protagoniza en La Odisea —compuesta hacia el siglo VIII a.C.— una de las escenas más antiguas y paradigmáticas, que describe la fidelidad extrema entre del perro hacia el hombre.

 

 La escena coloca al viejo Argos sobre un montón de estiércol, casi ciego y habitado por las pulgas, quien descubre a su viejo amigo tras una ausencia de 20 años, para sólo levantar las orejas y mover la cola, mientras Ulises derrama una lágrima para luego verlo morir a sus pies.

 

También está el gran Colmillo Blanco de Jack London, el perro lobo salvaje que, tras superar una etapa como perro de pelea, y casi morir, es finalmente domesticado; o el temible sabueso de los Baskerville, de Arthur Conan Doyle, aquella bestia negra de mandíbula prolongada y dientes muy afilados.

 

O la historia de Canis Novus, de Naief Yehya, que cuenta cómo fue transmutado el perro en cyborg, y en ese proceso la mascota se convierte en un iCan al que se le instala un software con la identidad del perro que fue.

 

Los gatos no podían quedar atrás. Ahí está La Squaw, el relato donde Bram Stoker cuenta la historia de una gata que vive en la calle y contempla la muerte de su cachorro en manos de Elias P. Hutcheson, un hombre que accidentalmente lanza una roca y aplasta la cabeza del minino, desatando la rabia y la venganza de la madre, un animal oscuro y de ojos esmeralda que llevará a Hutcheson a un desenlace inesperado.

 

Además, está el célebre relato de El gato negro, escrito por el famoso Edgar Allan Poe, que ha sido señalado como uno de los cuentos más siniestros del autor estadunidense; o incluso El gato de Brasil, Arthur Conan Doyle, dentro de la saga protagonizada por Sherlock Holmes, el más famoso de los detectives de ficción