Noticias de BCS, México y el mundo.

“Tarde o temprano” iba a impactar la inseguridad al turismo: PRI

11/10/2017 00:15 Por: Alan Flores Ramos “Tarde o temprano” iba a impactar la inseguridad al turismo: PRI

Tras darse a conocer 35 mil cancelaciones por hoteleros de Los Cabos, debido a la alerta de viaje impuesta por los EEUU

La Paz, Baja California Sur (BCS).- El coordinador de la fracción del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Poder Legislativo local, Joel Vargas Aguiar, aseguró que la violencia que genera el enfrentamiento de grupos criminales en Baja California Sur (BCS) “tarde o temprano” iba a repercutir en las visitas de turistas nacionales como extranjeros.


Esto tras darse a conocer de la cancelación de 35 mil cancelaciones por parte de la Asociación de Hoteles de Los  Cabos (AHLC), lo que representa una pérdida económica de más de 220 millones de pesos, el diputado priista refirió que esto contraviene a la autoridad estatal, que en reiteradas ocasiones ha informado que la imagen de inseguridad no ha mermado la afluencia turística.


“Por supuesto que esto tarde o temprano iba a suceder […] no estamos nosotros haciendo una apología del delito, ni mucho menos conminando a la alarma, pero es una realidad, ya lo hemos dicho creo que se tiene que revisar la estrategia […] hacer una depuración de los cuerpos policiacos eso creo que va a ayudar mucho a que seamos o tengamos una policía más eficiente”, dijo.


“Hacemos el llamado más ahora, porque si bien la propia autoridad nos había informado que no repercutía en el turismo, lo cierto es que ahora la propia Asociación de Hoteleros se está manifestando con hechos concretos de la cancelación en reservaciones, nuevamente hacemos el señalamiento y ya no queremos ese ‘PAN’ de todos los días”, lanzó Vargas Aguiar.


Aseguró que en ocasiones anteriores ha llevado a cabo señalamientos y exhortos desde la máxima tribuna del estado hacia el Poder Ejecutivo para solucionar este asunto, ya que aseguró que la sociedad es la que sufre de mayor manera este fenómeno, debido al impacto que resulta la falta de preparación en materia de cadenas de custodia y la propagación de imágenes sangrientas.


“Necesitamos que la autoridad constituya un cuerpo de reacción inmediata […] además del impacto que sufre nuestra sociedad al enterarnos de una ejecución, además que sea presenciada por alguno de los miembros de la sociedad, lo tenemos que padecer porque los cuerpos permanecen en el lugar de los hechos hasta 4, 5 o 6 horas”, expuso Joel Vargas.


“Esto complica muchísimo el impacto que tenemos, no se salvaguardan los derechos de la víctima, es más es re victimizada, porque puede pasar cualquier persona que toma  fotografías y lo sube a la red, este es un gran problema que tampoco está siendo atendido por la autoridad”, finalizó.