Noticias de BCS, México y el mundo.

Gran tribuna

11/10/2017 00:58 Por: Jesus Chavez

· Conformarse con la presencia de cuerpos policiacos es un error · Una violencia que no es dimensionada. La indiferencia aleja la solución · Conversaciones del diablo


 

La violencia en Los Cabos esta imparable. Y ya hace estragos en la actividad reina  que es el turismo. Aunado a esto como si fuera poco tenemos en las comunidades aledañas al destino, un evidente descuido. Urge una limpieza. Pero me da la impresión que esto no es prioritario para la autoridad. Y tengo conocimiento que el alcalde que más pertrechado, está en lo económico para su manejo es el alcalde de Los Cabos, Arturo de La Rosa. El gasto municipal para el pago a Medios es exhorbitante y no se diga para sostener el gasto de diversos asesores políticos. Unos con vasta experiencia. No veo mal este gasto.

 

Cada alcalde y más en este estado hace con el dinero que maneja lo que le viene en gana. Lo que me llama la atención es que de todos y todas las ediles, es quien muestra más errores en lo político. Se aprecia que sus sesudos asesores de plano no hacen nada o tienen la perversa intención de embrocar al alcalde. Ayer por ejemplo se apreció el manejo periodístico de su vocero por destacar una información que más que bien, le daña. Eso de festejar que ha conseguido la permanencia de la Gendarmería en su municipio, no dice nada. Y se debe a dos factores. Hasta hoy no solo en Los Cabos, sino en todo el estado esa corporación no ha servido para maldita sea la cosa.

 

Y segundo al cacaraqueo de ese logro se opaca cuando se deduce que el flagelo de la violencia no sólo seguirá, sino que no hay en el horizonte la posibilidad que esas matazones diarias se detengan. Esa es la realidad, la que se muestra de manera clara de que con o sin la Gendarmería las muertes al por mayoreo no tienen para cuando acabar. Y eso será el principal reclamo que acompañará a De la Rosa en toda su campaña para la reelección que esta a punto de emprender. El Rey Arturo se enfrentará otra vez a sus ex malvados enemigos que en un pasado muy cercano fueron sus amigos.Los Agundez

 

Una violencia que no es dimensionada. La indiferencia aleja la solución

Concluyó, de seguro erróneamente, lo acepto que por desgracia lo que sucede en estos momentos en nuestras calles y en los hogares masacrados por la violencia, tiene muy poco interés para todos. Esa es mi impresión. Y la fortalezco cuando veo a los responsables de combatir tanta inseguridad tan campantes, quitados de la pena. Del centenar de carpetas de investigación de ninguna se conoce un avance. Ayer por descuido garrafal me metí en una calle de sentido contrario. Lo hice por ignorancia no conocía esa calle. O callejón. No tenía ni un minuto en esa trama cuando llegaron como diez agentes en una flamante patrulla. Cuando se me interrogó acepte mi culpa y me puse de pechito para que se procediera. Gracias a Dios uno de los agentes me reconoció. Y muy amable me  conmino a que enmendará mi error y enderezará mi trayecto. Cuando se fueron me quede pensando.

 

"Con estás fuerzas policiacas bien encauzadas aplicadas a nuestro problema número uno, otro gallo cantaría. Y esto lo veo en el patrullaje federal. Muy guapos los agentes- tira barra- pero hasta ahí. No agarran ni un resfriado. Y esta indiferencia que es muy evidente se traslada a los ciudadanos. Mientras que ninguno de los nuestros caiga liquidado nuestra preocupación por la inseguridad sigue siendo un problema más del Estado y a el le reclamamos que lo resuelva. Por ello otra vez lo digo y lo repito de que ha llegado el momento de que nos caiga el veinte de lo que estamos padeciendo. Estas muertes cada día y al por mayor deben de tener un freno. Si se presentan es porque no hay nada ni nadie que impida que se cometan. Esta es la lógica. Y esta es la necesidad. Un dique a los asesinatos. ¿Cómo lograrlo? Eso corresponde definirlo a los responsables. Y si lo hacen, más pronto que mejor.

 

·        Conversaciones con el diablo

Ayer el destino me jugó una buena suerte. Esta fue la de encontrarme en un desayunadero de la ciudad a un hombre que es parte de mi vida. Amigo, ex jefe. Es como un padre que vio por mi toda la vida. Un político profesional que paradójicamente es un técnico destacado. Nos tomamos un café y nos bebimos varias tazas de recuerdos. Me refiero a Jose Carlos Cota Osuna un sudcaliforniano a carta cabal que ha sido todo. Solo le falta ser gobernador...La desaparición del escenario político de lo que quedaba del Partido Revolucionario se totalizó con el cambio de dirigencia. Desde la toma de protesta de Gabriela Cisneros ya no se supo nada. Antes con Edmundo Salgado al menos se sabía que existía.

 

En esta desaparición no solo están involucrados los compradores de la franquicia sino aquellos que han sido beneficiados con cargos por estas siglas. Hoy todos guardan silencio de manera sospechosa. Están dando la impresión de imitar a esos boxeadores malos y desleales con sus fans que se caen en el round en el que se les indica. Pobre Partido...En la búsqueda de acciones que permitan la promoción y el fortalecimiento de empresarios y productores locales, la administración municipal dio a conocer el portal de “Proveeduría La Paz”, que tiene la finalidad de poner en contacto a compradores y vendedores para que aumenten su productividad a través de una plataforma online, desde cualquier dispositivo móvil ...

 

Baja California Sur, es uno de los tres Estados a nivel nacional que cumple con los mecanismos adecuados en la implementación de programas sociales con una política robusta, transparente y participativa para combatir la pobreza, de acuerdo con los resultados del Índice Estatal de Capacidades para el Desarrollo Social (IDES) 2017, evaluación realizada por la asociación civil de Gestión Social y Cooperación (GESOC), informó el titular de la Secretaría de Desarrollo Social de gobierno del Estado (SEDESO), José Luis Perpuli Drew...Y con esto nos despedimos deseando lo mejor que es la vida misma. Y no olviden hagan el bien y sean Felices.

 

 

 

 

También te puede interesar

Gran tribuna
Realidad de BCS
Argucias choyeras
Gran tribuna