Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es domingo, 22 de mayo de 2022

Realidad de BCS

Corral Estrada señaló recientemente que la diputada Esthela Ponce, exalcaldesa de La Paz, no ha hecho...


La diputada Esthela Ponce candil de la calle y oscuridad de su casa, mantiene abandonado BCS y se refugia en Veracruz
La exalcaldesa a pesar de las denuncias en su contra mantiene su intención de ser candidata del PRI a senadora
Burda y pésima defensa de Edmundo Salgado de la legisladora ante cuestionamientos del diputado Herminio Corral

Mientras que el dirigente estatal del PRI Edmundo Salgado Cota, no encuentra la puerta para sacar adecuadamente el proceso de selección nuevo dirigente del comité municipal de ese partido en La Paz, se da tiempo en su abultada agenda, para tratar de defender y de proteger burdamente a la diputada federal Esthela Ponce Beltrán de los señalamientos hechos en su contra por el también diputado federal pero por el PAN, Herminio Corral Estrada.

Corral Estrada señaló recientemente que la diputada Esthela Ponce, exalcaldesa de La Paz, no ha hecho absolutamente nada con su trabajo legislativo en beneficio de Baja California Sur.

Pero más tardó el legislador panista en hacer dicho señalamiento cuando ya el presidente del tricolor salió rápidamente a tratar de hacer una defensa, por cierto, nada efectiva, de la también ex presidenta del PRI estatal pues a estas alturas resulta muy difícil, intentas defender a una legisladora como Esthela Ponce que lejos de estar atenta a su entidad, está más concentrada en impulsar su partido en Veracruz, donde literalmente ahora se encuentra refugiada.

Sin embargo y a pesar de esta condición, sus aspiraciones de ser candidata a senadora, cada día son más evidentes.

Y como bien dice el refrán, la exalcadesa paceña, se ha convertid en candil de la calle y oscuridad de su casa, ya que ahora realiza trabajo político en esa entidad donde el tricolor está por los suelos.

Mientras tanto, aquí en esta capital aún no sabemos si finalmente responderá las denuncias que existen en su contra por el presunto desvío de dinero público federal interpuestas ante la PGR por el actual ayuntamiento.

Obviamente es totalmente inaceptable que además del pésimo trabajo legislativo realizado hasta ahora, Ponce Beltrán, ponga oídos sordos a las denuncias que aún están vigentes, y que literalmente se esconda bajo el mato de un supuesto trabajo político que lleva a cabo en el estado de Veracruz.

Ahí en el estado donde el ahora detenido en Guatemala, Javier Duarte dejó una pésima herencia para el PRI, precisamente por los malos manejos de recursos públicos, Esthela Ponce trate de sacar adelante las propuestas de su ya vapuleado partido.

Con qué cara puede la ahora exacaldesa paceña, pedir el voto de los veracruzanos para el tricolor si aún pesa sobre su espalda y su conciencia lo que refieren esas 22 denuncias en su contra a las que ha hecho referencia la autoridad municipal que actualmente encabeza el panista Armand Martínez Vega.

Así que la razonable observación del diputado Herminio Corral Estrada, no puede ser contenida ni disminuida por las pobre expresiones de Edmundo Salgado que francamente mejor haría con quedarse callado en torno a la desgastada y pésima figura de la que en su momento también aspiró a ser candidata tricolor al gobierno de Baja California Sur en el 2015.

Obviamente además de las referidas denuncias Esthela Ponce aún le debe a los sudcalifornianos un verdadero trabajo legislativo a la altura de las necesidades locales y no sólo ser una verdadera comparsa de las fallidas propuestas de un gobierno federal emanado precisamente del tricolor.

Para mala fortuna de la otrora poderosa Esthela Ponce, tampoco parce ser bien vista por su dirigente nacional partidista, Enrique Ochoa Reza, quien durante su primera visita a esta capital, cuestionó la actitud de la legisladora.

Veremos hasta cuándo la diputada federal, hace algo por esta región en la Cámara de Diputados para que entonces el resto de los legisladores federales sudcalifornianos, incluso el propio Corral Estrada, puedan quedarse callados.

Estaremos atentos para ver cuánto tiempo Esthela Ponce puede retrasar la dinámica natural de las denuncias interpuestas en su contra. 

De la misma manera, también los sudcalifornianos registrarán hasta cuándo la exalcaldesa paceña, se preocupará más por lo que sucede en otras entidades del país, como es el caso del mencionado estado veracruzano y no tenga que pedir el favor de su dirigente estatal partidista para ser pésimamente defendida.

Como quiera que sea, se diga lo que se diga en el PRI a favor de Ponce Beltrán, lo cierto es que su imagen está por los suelos y tendrá que remar a contracorriente lo más rápido que pueda antes de que haya cambio de mandos en la PGR y se modifique el tratamiento que hasta ahora se ha aplicado a las referidas denuncias que pesan en su contra.

De lo contrario sus aspiraciones de hoy en día por ser candidata a senadora, quedarán frustradas y se tendrán que lanzar por la borda.

Ya veremos.