Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es martes, 22 de septiembre de 2020

Denuncia ciudadana presunto abuso de autoridad por parte de elementos de Tránsito Municipal

• A pesar de presentar pruebas a su favor, una ciudadana narra cómo tras un choque que quedó claro no fue su culpa, autoridades de tránsito municipal abusaron de su poder provocando incluso que se quedara como "gar

Denuncia ciudadana presunto abuso de autoridad por parte de elementos de Tránsito Municipal

Denuncia ciudadana presunto abuso de autoridad por parte de elementos de Tránsito Municipal • A pesar de presentar pruebas a su favor, una ciudadana narra cómo tras un choque que quedó claro no fue su culpa, autoridades de tránsito municipal abusaron de su poder provocando incluso que se quedara como "garantía" hasta que se pagara una multa Brenda Yáñez Cabo San Lucas, Baja California Sur.- Fue el pasado 1 de septiembre cuando la ciudadana Johana Cota y su pequeña hija de 7 años sufrieron un accidente automovilístico en calles del centro de la ciudad, esto provocado por la falta de precaución de un conductor de pipas. Johana narró como en el cruce de las calles 12 de octubre y Mariano Matamoros fueron impactadas por una pipa de Cabo Fierro y a pesar de lo aparatoso del accidente resultaron ilesas, sin embargo, los problemas comenzaron ante la actitud alterada del chofer quien a pesar de ir a exceso de velocidad no tomo las medidas de precaución necesarias. "El chofer al bajarse de la pipa, empezó a gritar que porque no me fije que no traía frenos. Ambos circulábamos por la calle 12 de octubre, donde yo al marcar vuelta y hacer mi alto correspondiente, al igual que la persona que circulaba por la calle matamoros, me dio el pase, tomando en cuenta que es una zona escolar me incorpore a la calle matamoros en donde ocurrió el percance ya que el conductor de la pipa no realizó ningún alto y venía a exceso de velocidad, las pruebas están ya que la pipa dejó pintado en el pavimento las llantas a 12 a 15 metros antes de llegar al cruce de calle, mismas pruebas que se presentaron por mi parte para que no fuera alterada la escena ya que los oficiales que asistieron al lugar, perito Aníbal Téllez Alanís tomó sus propias fotos". Al trasladarse a las oficinas de tránsito municipal, el perito Aníbal Téllez y el oficial Eulogio Ojeda determinaron que la culpa del accidente fue de Johana, porque ella tenía como conductora saber si el conductor de la pipa viene distraído, hablando por teléfono o sin frenos, algo que califica de ilógico. "De acuerdo a su supuesto punto de vista indicaron que yo era la presunta culpable ya que indicaron que era mi obligación el saber si el otro conductor venía distraído, hablando por teléfono, si me vio o no, etcétera". Al no estar de acuerdo y mostrarle las fotografías que ella había tomado y donde se muestra claramente que el culpable del accidente fue el chofer Fabiel Omar Ceseña Castro, le dijeron que ellos no podían hacer más y si no llegaban en ese momentos a un acuerdo, ambos vehículos serían enviados al corralón, ante este tipo de irregularidades comenzó la sospecha de lo que Johana y su esposo Adrian califican como posibles tratos entre piperos y oficiales de tránsito. "Me decían que yo era la responsable, según ellos, a pesar de que yo contaba con fotografías donde mostraba lo contrario, en ese momento nos dimos cuenta que era evidente que las personas de la pipa se conocían y tienen acuerdos con dichos oficiales ya que se había presentado en el lugar una persona, más el dueño de la pipa, que llegó con el chofer y los oficiales empezaron a llamarlo por su nombre sin identificación". A pesar de la situación llegaron a un acuerdo en el cual la pipa ofreció pagar el 50% de los daños al vehículo de Johana, con la finalidad de no alargar el proceso y quedarse ambas partes sin vehículos, decisión que no fue bien tomada por los oficiales de tránsito quienes levantaron una multa por dos mil 500 pesos a Johana, por no contar con licencia al momento del accidente, pero ella narra que el chofer de la pipa tampoco llevaba documentos y no le levantaron ninguna infracción. "El oficial Eulogio Ojeda nos levanta una infracción por no llevar mi licencia al momento del accidente, como también por accidente de tránsito y supuesta falta de precaución esta con un valor de $2500, el chofer de la pipa no presento ningún documento como licencia de manejo o tarjeta de circulación solo un papel donde anotó el número de serie de su camión para que lo pusieran en la boleta del acuerdo, sin embargo, el no recibió ninguna infracción de su parte por falta de documentos". Ante esta serie de irregularidades el esposo de Johana, Adrian López acude con la juez Érica Núñez de la Peña, quien brindó su apoyo por las irregularidades del caso y sugiere que la multa sea pagada al siguiente día del percance, dejando en garantía para la entrega del vehículo la tarjeta de circulación, ya que los oficiales de tránsito determinaron que fuera Johana quien se quedara en garantía del auto y pasara toda la noche detenida. "La juez Érica Núñez de la Peña se da cuenta de la situación por la que estamos pasando, como se manejaron las cosas, ella brinda su apoyo, le comenta a mi esposo que vaya a tránsito por mí, que ya está arreglado y que pase otro día a apagar la multa y que el carro se me entregará, que estará en garantía la tarjeta de circulación, ya que pasamos a recoger a nuestra hijas pasamos de nuevo a la comandancia ya que se quedaron con el convenio ellos y tenía que recogerlo para mi protección, el personal en turno me comenta que no tengo que irme que yo estoy en razón de detenida como garantía para ver la situación, le comentó que la juez ya nos ayudó y arregló que la tarjeta será la garantía, ella insiste y yo me voy". Por último la familia López Cota narró como en las oficinas de Tránsito Municipal en el área de pagos de multas se sorprendieron ante la narración de los hechos, ya que bajo ninguna circunstancias se debe permitir que una persona se quede en garantía como si fuera un objeto, cosa que a Johana le sucedió, fue por esta mala experiencia que decide dar a conocer las irregularidades con las que se manejan los oficiales y piperos, esperando que algo así no le vuelva a suceder a nadie más, además está considerando interponer una denuncia penal por el pésimo trato que recibió. "Al día siguiente en las oficinas de tránsito en Cangrejos al acudir a pagar la infracción nos comentan que el personal no tenía que haberme retenido en las instalaciones".

Este contenido ha sido publicado originalmente por diarioelindependiente.mx si está pensando en usarlo, debe considerar que está protegido por la Ley. Si lo cita, diga la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido, ojo AL PRINCIPIO DE LA NOTA. Atte. Diario El Independiente