Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es lunes, 27 de junio de 2022

Sin razón embodegan el Penacho de Moctezuma en Austria

Austria asegura que no puede salir porque se dañaría con vibraciones. Sin embargo, está embodegado en un recinto que alberga conciertos y eventos sociales Agencia México.- El Penacho de Moctezuma fue restaurado

Sin razón embodegan el Penacho de Moctezuma en Austria

  • Austria asegura que no puede salir porque se dañaría con vibraciones. Sin embargo, está embodegado en un recinto que alberga conciertos y eventos sociales

Agencia

México.- El Penacho de Moctezuma fue restaurado sólo para ser guardado. Desde noviembre del año pasado, el Museo de Etnología de Viena (Weltmuseum Wien), donde se conserva el preciado tocado de plumas, cerró sus puertas al público y no las volverá a abrir hasta finales de 2018; mientras tanto, el rebautizado Penacho del México antiguo, no puede ser admirado.

Embodegan el Penacho de Moctezuma en Austria

A pesar de que el gobierno austriaco siempre ha defendido que no existe necesidad de trasladar el tesoro de arte plumario a México, argumentando que se encarga de mantenerlo exhibido, el penacho sólo tuvo un corto periodo frente al público luego de su restauración. Después volvió a ser embalado. Es “un saqueo cultural”, afirma el doctor en Filosofía, Jesús Nava Rivero, Lector en la Universidad de Viena y director de la organización internacional Cultural Frames-Forschungs und Kulturprojekte, con sede en la capital austriaca.

Nava Rivero afirma que los argumentos austriacos son falsos y que en los últimos 15 años, el penacho ha permanecido por lo menos diez años embodegado. Y no sólo eso, además ha estado expuesto a riesgos y vibraciones mayores a los que se emplean ahora como justificación para negar su traslado a México, argumentos que han sido avalados por una comisión binacional que encabezó la restauradora mexicana María Olvido Moreno Guzmán.

“El museo cerró todas sus salas de exhibición a partir del primero de marzo del 2004 para realizar una restauración del edificio que terminó en 2007. En mayo de ese año abre nuevamente con una sala permanente (Süd-Südostasien undHymalayaländer: Gotterbilder) y una de exposiciones temporales. De 2007 a 2014 el museo estuvo abierto con esa única sala permanente y a veces con exposiciones temporales. La colección de los tesoros antiguos de México, incluyendo el Penacho de Moctezuma, permaneció en las bodegas”, explica.

No fue sino hasta noviembre de 2012 cuando el museo austriaco anunció la apertura de la exposición Penacho. Pracht & Passion–Der altmexikanische Federkopfschmuck in Wien, que incluía la pieza de arte plumario restaurada. La muestra cerró el 3 noviembre de 2014 y desde entonces el penacho regresó a su embalaje. “El museo está nuevamente cerrado, en esta ocasión en un cierre total”. La manera en que será reabierto el espacio también es incierta: “El objetivo primordial es crear un nuevo museo que se está planeando con el nombre de Haus de geschichte (Casa de la historia) para conmemorar el surgimiento de la primera República austriaca.”

La justificación de que Austria se encarga de exhibir el penacho fue divulgada por el director del Museo de Etnología, Christian Feest; el curador de la sección dedicada a Mesoamérica, Gerard W. van Bussel y el actual director, Steven Engelsman. Rivera Nava, advierte, “desde 2004 hasta 2014 el Penacho sólo estuvo en exhibición dos años, del 15 de noviembre de 2012 hasta el 3 de noviembre de 2014, es decir 12 años ha permanecido en bodega”.

Vibración musical

Pero aún cuando el Penacho de Moctezuma permaneció exhibido dos años, las condiciones no fueron las mejores. A pesar de su fragilidad, el tocado de plumas ha permanecido expuesto a las vibraciones que producen los actos sociales que organiza su museo sede.

Luego de que en 2010 el INAH, entonces bajo la dirección de Alfonso de María y Campos, y el Museo de Etnología de Viena, firmaron un convenio de colaboración “con el propósito de conocer a profundidad” el penacho, los especialistas (a la cabeza de Olvido Moreno Guzmán, por México y de Melanie Ruth Korn, por Austria) concluyeron que el tocado de plumas no podía viajar a México por las vibraciones a que estaría expuesto durante el viaje.

En un artículo aparecido en la Revista de la Universidad de México (N. 125, julio de 2014), la especialista mexicana argumenta: “El Penacho está fabricado en capas que interactúan unas con otras; es un ente vivo y sistémico que al ser sometido a condiciones de transportación aérea, terrestre o marítima, no soportaría las vibraciones y sufriría daños irreversibles”. Rivero Nava advierte que las actividades sociales en el Weltmuseum “fueron frecuentes”.

En un video difundido por el museo (www.youtube.com/watch?v=F1dugBxjkh4) se da cuenta de las actividades realizadas durante 2013 en el patio de edificio austriaco, apenas a un costado de la sala que le fue destinada al Penacho de Moctezuma. Conciertos de rock y de pop, bailes y cenas, así como espectáculos de danza e incluso desfiles de moda dentro del museo.

Para evitar las vibraciones a que podía estar expuesto el penacho, los especialistas afirmaron que fabricó una vitrina especial “con tecnología de punta” que le mantendría estable. Rivero Nava piensa que “la vitrina fue hecha contra las vibraciones que producirían las actividades que ya se pensaba realizar en el Weltmuseum” y no para protegerlo, pues indica que ahora que ha sido cerrado el museo nuevamente, la vitrina permanece vacía y el Penacho se ha vuelto a meter “en su caja de bodega”.

Una nueva comisión

Rivero Nava se desempeñaba hace 15 años como coordinador del Simposio Internacional Román Piña Chan, que organiza el INAH. Desde ahí supo de primera mano que la entonces directora del organismo, María Teresa Franco, quien está nuevamente en el cargo desde julio de 2013, buscó formar una comisión

–teniendo a Sergio Raúl Arroyo como secretario técnico– binacional con Austria, aunque no se logró concretar “por desacuerdos académicos”.

No fue sino hasta 2009, cuando siendo director del INAH Alfonso de Maria y Campos, la creación de la comisión avanzó. El acuerdo sin embargo, “fue de carácter diplomático si tomamos en cuenta el origen de Maria y Campos, pero no se logra un proyecto académico y científico en donde se involucre correctamente a la parte mexicana”, piensa Rivero Nava. Con el penacho guardado y sin un futuro claro, opina, la actual dirección del INAH debe revisar “en qué consistió el acuerdo que realizó Alfonso de Maria y Campos”.

También “debería realizar una evaluación de los resultados y pedir al Weltmuseum información acerca del futuro del museo, en donde se encuentra el Penacho, por qué se sacó de su vitrina. Convocar a un equipo especializado para su traslado a Viena y constatar el estado del Penacho y las condiciones futuras del museo”.

El especialista piensa que también debe revisarse el curriculum académico y científico del actual curador de la sección Mesoamérica del espacio y de los participantes austriacos en el acuerdo binacional. El trabajo que se realizó en el Penacho a partir de 2010 concluyó además cambiar el nombre al tocado de plumas, Rivero Nava dice que el museo austriaco comenzó a llamarle Penacho de Moctezuma para adquirir prestigio como museo.

“Las autoridades, los académicos y el pueblo de México deben de estar conscientes que el propio museo de Etnología fue el que otorgó el valor histórico como Penacho de Moctezuma, y este nombramiento le dio la importancia al Museo durante muchos años. México no tiene que disculparse por haberlo tomado como un icono de su identidad y tiene todo el derecho cultural e histórico de pedir su regreso a México.