Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es sábado, 15 de mayo de 2021

Descenso en la tasa de niñez: BCS cada vez tiene menos niños

•  Con más de 270 mil niñas y niños, BCS es uno de los estados con la tasa de cuidados infantiles más baja del país.

Descenso en la tasa de niñez: BCS cada vez tiene menos niños

La Paz, Baja California Sur. Con la pandemia nos acostumbramos a ver cada vez menos niños, lejos de sus lugares de estudio, de juego; en cambio están detrás de un cubrebocas y la alegría de su sonrisa ha sido cambiada por nuestra urgencia de protección y cuidado.

Ese panorama refleja una realidad detrás de la estadística: cada vez hay menos niñas y niños en Baja California Sur (BCS). La niñez es una sección generacional cuya dimensión está disminuyendo a nivel mundial, pero a nivel nacional destaca la media península como uno de los estados con la pirámide poblacional más angosta en su base.

De acuerdo con información del Censo 2020 que levantó el Instituto Nacional de Estadística Geografía e Informática (INEGI), en BCS hay 236 mil 629 niñas y niños. De representar el 38.1 por ciento en el 2000, ahora, con 798 mil 447 personas censadas en el estado, el 29.6 por ciento tiene menos de 18 años. En el año 2000 la edad media de los sudcalifornianos era de 23 años, en promedio, con la disminución de la población infantil en BCS hemos envejecido en promedio 6 años y la edad media es de 29 años, de acuerdo con los datos censales más recientes. La Paz es la comunidad más vieja del estado, donde la media es de 32 años.

La tasa de dependencia infantil pasó de 50 de cada 100 personas en edad de trabajar registradas en el año 2000, a 36 de cada 100 en el último censo de población. De tener 2.4 hijos nacidos vivos, la tasa de fecundidad de los sudcalifornianos bajó a 1.9 hijos por cada familia, siendo la tercera tasa más baja en todo el país, sólo superada por cifras de áreas altamente urbanizadas, como Ciudad de México, Nuevo León y Querétaro.

Estas estadísticas hablan de nuestra preocupación por traer al mundo una niñez deseada, pero también nos hablan de la importancia de cuidar la siguiente generación, que ya convive con nosotros.