Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es viernes, 14 de mayo de 2021

Cruceros de la bahía de La Paz, entre denuncias por contaminación y muertes por COVID

Los buques queman combustóleo altamente contaminante y eliminan sus residuos en el mar; el titular de API BCS, sigue sin recibir llamadas ni mensajes para este medio de comunicación

Cruceros de la bahía de La Paz, entre denuncias por contaminación y muertes por COVID

La Paz, Baja California Sur. Mientras la denuncia ciudadana sobre la contaminación que emiten seis megacruceros fondeados en la Bahía de La Paz sigue sin recibir atención de las autoridades, la ciudadanía se organiza para generar una protesta contra el efecto que esto pudiera tener en la vida marina y la economía turística local. Aquí te decimos cuáles son las seis embarcaciones que producen contaminación en la bahía.


Las seis embarcaciones que se encuentran fondeadas no traen pasajeros y su tripulación se encuentra disminuida al mínimo, sin embargo, no dejan de operar sus motores, que trabajan con combustóleo y cuyos desechos son emitidos hacia la bahía en forma de hollín y residuos aceitosos altamente contaminantes.


Cruceros de la bahía de La Paz, entre denuncias por contaminación y muertes por COVID


Holland America Line

La compañía de cruceros con sede comercial en los Países Bajos tiene dos embarcaciones ancladas en la bahía frente a la capital del estado: MS Nieuw Amsterdam y MS Noordam.


Niew Amsterdam es una embarcación de 82 mil 500 toneladas y 283 metros de largo que consume aproximadamente 90 toneladas diarias de combustóleo marino diarias cuando funciona a toda capacidad para generar 64 Mega Watts.


Noordam es una embarcación de 86 mil toneladas, 285 metros de largo con dos motores de 64 MW, con once pisos de altura, tiene capacidad para albergar 2 mil 106 pasajeros y tiene una tripulación de 929 trabajadores. Igualmente, opera sus dos motores con combutoleo marino altamente contaminante.


Princess Cruises

El corporativo líder británico-americano de cruceros de lujo a nivel mundial tiene cuatro embarcaciones fondeadas en la bahía: Emerald Princess, Ruby Princess, Grand Princess y Royal Princess, todos con bandera en Bermudas.


Royal Princess es una embarcación que costó 358 millones de dólares, tiene un cine, fuentes danzantes, tres albercas y capacidad para 3 mil 600 pasajeros. Construida hace diez años, la nave con 147 millones 714 mil toneladas y 330 metros de eslora opera con seis motores, 4 motores Wärsilä con un output de 62 MW que genera energía eléctrica para los servicios y para dos unidades eléctricas de propulsión que operan con combustóleo marino.


Grand Princess, con capacidad para 3 mil 100 pasajeros y una tripulación de 1 mil 100 empleados, mide 289 metros de proa a popa y pesa 107 millones, 517 mil toneladas. Opera igualmente con cuatro generadores que queman combustóleo. Grand Princess fue escenario de un brote de coronavirus en 2020 que provocó que los más de 3600 pasajeros a bordo debieran sostener una cuarentena que se prolongó por tres meses y que provocó la muerte de siete personas.


Cruceros de la bahía de La Paz, entre denuncias por contaminación y muertes por COVID


Ruby Princess de 290 metros de eslora, 19 pisos de alto y 113 millones 561 mil toneladas tiene capacidad para 3 mil 80 pasajeros. Opera con cuatro motores Diesel con un consumo superior a las 90 toneladas diarias a toda máquina. Ruby fue igualmente escenario de un brote de coronavirus cuando navegaba al sur de Australia. El costo del brote fue de 28 personas muertas.


Emerald Princess de 290 metros y 113 millones 561 toneladas, tiene capacidad para 3 mil 114 pasajeros más tripulación y opera con un arreglo de 6 generadores a base de combustóleo.


Princess Cruises perdió una demanda contra el gobierno del estado de Miami en los Estados Unidos en 2016 debido a la contaminación ambiental que provocan sus embarcaciones. En aquel entonces, la transnacional debió pagar 40 millones de dólares en daños ambientales por ocultar información sobre la contaminación marina que produce su operación.


Hasta el cierre de esta edición y tras varias llamadas, mensajes y una promesa de entrevista, José López Soto el titular de la Administración Portuaria Integral (API) en Baja California Sur, sigue sin dar informes sobre la estancia de estos buques en la bahía.


Cruceros de la bahía de La Paz, entre denuncias por contaminación y muertes por COVID