Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es martes, 27 de octubre de 2020

Jonathan Pryce con fe en los cambios

Luego de ser sorprendido por el mensaje del papa Francisco a favor de modificar la iglesia y ayudar a quienes menos tienen, el británico aceptó interpretarlo en Los dos Papas, cinta en la que alterna con Anthony Hopkins y que se estrena mañana en Netflix

Jonathan Pryce con fe en los cambios

CIUDAD DE MÉXICO.

Un sí inmediato fue lo que recibieron tanto el realizador brasileño Fernando Meirelles, nominado en 2004 al Oscar como Mejor Director por Ciudad de dios, como el escritor Anthony McCarten, quien ha estado detrás de los filmes de La teoría del caos Bohemian Rapsody, cuando se acercaron a Anthony Hopkins y a Jonathan Pryce para que interpretaran al papa Benedicto XVI y al papa Francisco, respectivamente, en Los dos Papas, cinta en la que se cuenta la historia de cómo estos dos hombres crearon un lazo afectivo luego de una serie de charlas en las que se mostraron primero fuertes y con temple para acabar mostrando sus miedos, virtudes y defectos.

En primer lugar me atrajo la idea de interpretar al hombre en sí, a ese hombre que llamó mi atención desde el primer momento en que dejó de ser Jorge Bergoglio para convertirse en el papa Francisco. No soy un hombre religioso, sin embargo, él es el primer Papa, de lo que llevo de vida, al que noté y le presté atención debido al discurso que manejaba en cuestión política, en lo que decía con respecto a la Iglesia misma. Todo eso despertó mi interés para hacer el proyecto, pues se trata de un hombre que estaba hablando de la necesidad de hacer cambios al interior de la Iglesia y a través de la sociedad. Él estaba tratando de ser un líder, uno que inspirara en una sociedad que tristemente se ha perdido. Todo lo que empezó a decir desde el día uno era algo que mucha gente quería escuchar, él habló acerca de la desigualdad en la sociedad, del cambio climático, de hacer cambios económicos, del trabajo colectivo y siempre lo hizo poniéndose del lado de los pobres y de los que no tienen nada”, expresó Jonathan Pryce a Excélsior en entrevista telefónica desde Buenos Aires.

El actor de 72 años, a quien hace poco lo vimos en la cartelera mexicana con La buena esposa junto a Glenn Close, contó que para poder preparar el papel, primero de Jorge Bergoglio y después, ya siendo electo, del papa Francisco, se apegó al guion creado por Anthony McCarten y consultó algunos materiales extras para poder conocer más de ese hombre argentino, amante del futbol, apasionado del tango y a quien algunas voces en su país tachaban de traidor por supuestamente haber colaborado con la dictadura argentina que encabezó el militar Jorge Videla a mediados de la década de los 70 del siglo pasado.   

 

Fotos: Cortesía Netflix

 

Todo el trabajo ya había sido hecho por Anthony McCarten. Sabía lo que iba a decir, pero me hacía falta el cómo lo iba a decir, así que vi muchos videos de él antes de haber sido Papa y después de haber sido electo. Ellos pensaban que no sabía mucho de él o que ignoraba la vinculación que muchos decían que tuvo con la Junta Militar de Argentina. Para mí todo eso fue un gran descubrimiento para poder interpretarlo, pero de igual manera puedo decir que fue un gran descubrimiento sobre la historia de Argentina. Como creadores sabíamos que teníamos que ser respetuosos con el país (Argentina) y con lo que había sucedido, pero justo ayer que tuvimos la premier en Buenos Aires, a la gente le gustó mucho lo que hicimos y eso nos dejó muy contentos”, explicó Pryce.

A lo largo de 125 minutos el espectador se va haciendo cómplice del trabajo que ejecutan Jonathan Pryce y Anthony Hopkins, dos actores británicos que se van mimetizando con sus respectivos personajes, al grado de pensar que efectivamente se tiene a los verdaderos personajes frente a la pantalla. A eso se le suma la química que ambos generan y que contribuyen a que el filme, dirigido por Meirelles, mantenga la atención en todo momento.

Anthony y yo nos la pasamos muy bien trabajando juntos. Siempre he sido un gran fan de su trabajo y cuando la gente vea la película, apreciará que la relación que tengo con Tony se refleja en la relación que Bergoglio tiene con Benedicto. Al principio es un poco cansado, pues parecemos dos perros olisqueándose el uno al otro y poco a poco esos dos se van agradando hasta terminar bailando tango”, expresó Pryce a quien se le vio como El Quijote en El hombre que mató a don Quijote, de Terry Gilliam.

El origen de Los dos Papas se remonta a la obra de teatro The Pope que escribió el propio Anthony McCarten y que se montó a principios de este año en el Royal and Derngate de Londres, teniendo como protagonistas a Anton Lesser y Nicholas Woodeson. La obra se ambientaba en 2013, año en que el entonces papa Benedicto XVI estaba planeando su renuncia al frente de la Iglesia católica y, aunque contrario a sus ideales conservadores, vio en el cardenal Bergoglio, un hombre liberal, como su sucesor.

Al haber sido un éxito en la taquilla londinense y tras haberse enterado de que Meirelles tenía en mente dirigir un proyecto relacionado con el papa Francisco, Anthony McCarten se le acercó con la idea de una adaptación en cine de su obra y el resto se convirtió en historia.

Vivimos tiempos en los que lo progresistas y los conservadores suelen ser muy hostiles y pareciera que nos hemos dejado de escuchar. La gente vive completamente en los extremos y el corazón de este filme es mostrar que podemos empezar a escuchar al otro, que podemos dejar de gritar y sacar nuestro enojo. Es tiempo de convivir con otras ideas, de cooperar todos juntos para poder progresar y crear un mundo más amigable”, expresó vía telefónica Anthony McCarten, quien trabaja en el filme de los Bee Gees y en uno sobre John Lenon y Yoko Ono.

 

 

DE LA CINTA

  • Los dos Papas.
  • Estreno: 20 de diciembre por Netflix.
  • Dirige: Fernando Meirelles.
  • Actúan: Anthony Hopkins, Jonathan Pryce, Juan Minujín, Sidney Cole y Thomas D. Williams.
  • País: Reino Unido/ Italia/ Argentina y Estados Unidos.
  • Los dos Papas obtuvo cuatro nominaciones a los Globos de Oro: Mejor Película, Mejor Actor (Jonathan Pryce), Actor de Reparto (Hopkins) y Guion (Anthony McCarten)
  • Al no poder filmar en la Capilla Sixtina, donde se desarrollan algunas secuencias, el equipo de producción la recreó en los estudios de Cinecittà, en Roma.
  • Benedicto XVI se convirtió en el primer Papa, en 700 años, en renunciar a su cargo, ya que antes lo había hecho Gregorio XII.

 

Las actuaciones de Jonathan Pryce y Anthony Hopkins les dio a ambos una nominación a los Globos de Oro.