Noticias de BCS, México y el mundo.

En 2019 se han aplicado casi 5 mil pruebas para detectar VIH; 621 personas están en tratamiento en BCS

sábado 07 diciembre 2019 | Por: Ivan Gaxiola Beltran | La Paz En 2019 se han aplicado casi 5 mil pruebas para detectar VIH; 621 personas están en tratamiento en BCS

En comparación con 2018, la incidencia de este delito ha disminuido hasta en un 17% aseguró el director Islas Hernández

La Paz, Baja California Sur.- El responsable estatal del Programa de VIH-SIDA en Baja California Sur (BCS), Víctor Islas Hernández, reveló que en lo que va del año se han realizado un total de 4 mil 700 pruebas para detectar el Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH) en el estado, además de detallar que 621 casos se mantienen en etapa de control.


El Programa de VIH-SIDA, dependiente de la Secretaría de Salud (SSA), se ha trazado 3 acciones elementales, explicó Islas Hernández. En primer lugar está la detección, que “tiene que ser con una intención preventiva y oportuna”; la segunda es el tratamiento, el cual “contempla acciones para garantizarle a la gente apego” y, eventualmente, llevarlas a la indetectabilidad; y la tercera es la promoción, acercar a la población la “prueba rápida”, que “en menos de 15 minutos te da el resultado de si uno ha tenido contacto o no con el virus”. En este sentido, recordó que todas las unidades de salud cuentan con pruebas gratuitas, además de existir dos Centros Ambulatorio para la Prevención y Atención en SIDA e Infecciones de Transmisión Sexual (CAPASITS) en el estado, en La Paz ubicado en las calles  Melchor Ocampo y Licenciado Primo Verdad; y en Los Cabos en el Centro de Salud de Cabo San Lucas (CSL). 


Cuando se trata de contraer el VIH, “el riesgo es latente para todos”, dijo Islas Hernández, sin embargo hay edades de mayor riesgo, que van de los 20 a los 60 años, detalló. Asimismo, explicó que, paralelo al tratamiento, está “la alimentación correcta, el descanso y diversos cuidados” para lograr la indetectabilidad.


 “Si la persona llega con oportunidad con nosotros […], garantiza que su respuesta inmunológica sea cada vez mejor, hasta convertirlo en un indetectable: aquella persona que ya no presenta el virus en sí y deja de ser un vector”, indicó el responsable del Programa de VIH-SIDA.


El funcionario estatal dijo que los estigmas permanecen, aunque aseguró que “pueden haber estigmas positivos o negativos”. El estigma positivo, dijo, “es aquel que hace uno en forma inconsciente, pero no deja de ser una etiqueta que ponemos en la persona […] El estigma negativo, por otra parte, es aquel en el cual a la persona la denigras y niegas sus derechos”.


Por último, Islas Hernández dijo que “esta es una enfermedad que nos genera un problema de salud pública, es una enfermedad cosmopolita, es una pandemia, pues afecta a personas desde antes de nacer hasta edades mayores”, y en buena medida se debe, anotó, a que la población no tiene la cultura de la prevención, por lo que invitó a realizarse la prueba de detección una vez al año como parte de una obligación ciudadana.