Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es sábado, 19 de septiembre de 2020

Desaparece el Seguro Popular: qué es y cómo funcionará el Instituto de Salud para el Bienestar

La Cámara de Diputados reformó la Ley General de Salud para crear el Insabi, a solicitud del presidente López Obrador. La iniciativa pasó al Senado para su ratificación

Desaparece el Seguro Popular: qué es y cómo funcionará el Instituto de Salud para el Bienestar

Este miércoles, la Cámara de Diputados aprobó, en lo general y en lo particular, el proyecto de decreto por el que se reforman, adicionan y derogan disposiciones de la Ley General de Salud y la Ley de los Institutos Nacionales de Salud. Con esto se abre paso a la creación del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), el cual sustituirá al Seguro Popular.


El objetivo del Insabi, cuya aceptación final pasará por el Senado, será proveer y garantizar la prestación de servicios de salud gratuitos, medicamentos e insumos para aquellas personas que no cuenten con seguridad social, de la misma forma que sucede en otros países como Canadá, Reino Unido o Dinamarca.


Otro de los objetivos de la iniciativa solicitada por el presidente Andrés Manuel López Obrador será cubrir algunas de las carencias que se presentaban con el Seguro Popular, como el acceso a atención médica de manera oportuna y la prevención de enfermedades.


De acuerdo con el dictamen, el Insabi incrementará su presencia en los estados del país conforme los gobiernos de cada demarcación firme un acuerdo con la Secretaría de Salud a cambio de que el Instituto pueda hacerse cargo del servicio de salud en su territorio. En este sentido, cada entidad deberá hacer aportaciones de recursos para su funcionamiento con base en acuerdos establecidos.


La propuesta está motivada por el hecho de que 20 millones de mexicanos, aproximadamente, no están afiliados a la seguridad social ni al Seguro Popular. Entre algunos de los cambios que representará este nuevo Instituto se encuentran que su creación se hará como un organismo descentralizado de la Administración Pública Federal.


También habrá un Compendio Nacional de Insumos para la Salud, que sustituirá al Cuadro Básico de Insumos, elaborado por el Consejo de Salubridad General. Otro punto es que los derechohabientes recibirán los servicios sin discriminación, por lo que el nivel de ingreso o la carencia de éste no podrá ser una limitante para su acceso. Además, los beneficiarios no cubrirán ningún tipo de cuota de recuperación o costo por los servicios que adquieran.


El titular del Insabi será Juan Antonio Ferrer, quien explicó que otras de las acciones del Instituto entre las cuales destacan garantizar el abasto de medicamentos a través de “compras públicas eficientes, planeación del suministro y distribución eficaz”.


Por otro lado, se invertirán más de 5 mil millones de pesos con el fin de concluir los hospitales que la administración pasada dejó en obra negra, así como más de 6 mil millones bajo el objetivo de adquirir equipo hospitalario.


  • Reservas y críticas relacionadas con el Insabi


Durante el debate en la Cámara de Diputados se aceptaron tres reservas a la reforma de la Ley General de Salud. Una de ellas establece que se sancionará a aquellos estados que no cumplan con sus aportaciones. La segunda consiste en que el Insabi deberá presentar un informe de cumplimiento de cobertura universal después de tres años de que entre en vigor el decreto.


La tercera reserva decreta la sustitución del Fondo de Gastos Catastróficos por el Fondo de Salud para el Bienestar, un fideicomiso público del cual se tomarán recursos para atender enfermedades que podrían provocar grandes gastos, dar acceso a exámenes clínicos para personas sin seguridad social y mejorar la infraestructura, preferentemente, en las entidades con mayor marginación social.


Según información del diario Excélsior, la aprobación de la reforma estuvo dividida en casi todas las bancadas, incluida Morena. También fue blanco de críticas por parte del Partido Acción Nacional (PAN), cuyos diputados argumentaron que el instituto operará en la opacidad, pues el país no tiene el presupuesto para llevar a cabo una cobertura del nivel que prometen.


n este sentido y durante su participación en tribuna, el diputado panista, Éctor Jaime Ramírez, dijo que “un millón de mexicanos van a requerir del servicio y ya no va a haber dinero. Es insostenible como lo están planteando, lo han dicho los expertos”.


A inicios de agosto, varios ex titulares de la Secretaría de Salud le advirtieron al presidente López Obrador que desaparecer el Seguro Popular como un grave error: “Anularía uno de los avances institucionales más importantes del sistema de salud mexicano en este siglo”, alertaron a través de una carta publicada en redes sociales.


Entre algunas de las virtudes que trajo consigo el Seguro Popular, destacaron, está el aumento de la proporción camas/pacientes, reducción en mortalidad infantil, control de enfermedades y un esquema robusto de vacunación.