Diario El Independiente
Diario El Independiente

Noticias de BCS, México y el mundo.


Hoy es sábado, 19 de septiembre de 2020

Con apoyo de Sedena y Semar, Banco Estatal de Alimentos recauda 1.5 toneladas de ayuda

Fundación Chedraui, Fundación Soriana, Casa Ley y Mercados Arámburo se unieron a la causa

Con apoyo de Sedena y Semar, Banco Estatal de Alimentos recauda 1.5 toneladas de ayuda

La Paz, Baja California Sur.- Con motivo del Día Mundial de la Alimentación, a celebrarse el 16 de octubre, este sábado el Banco Estatal de Alimentos San Ignacio de Loyola A.C., en colaboración con la Secretaría de Marina (Semar) y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), logró recaudar al menos 1.5 toneladas de comida para beneficiar a sectores vulnerables de La Paz y Los Cabos.


De acuerdo con la institución, gracias al apoyo de Fundación Chedraui, Fundación Soriana, Casa Ley y Mercados Arámburo, se pudo colocar un stand de acopio afuera de cada una de las sucursales para que la ciudadanía llevara cualquier apoyo alimentario, como fueron latas, semillas, lácteos, huevo y otros productos de la canasta básica.


Además de esos apoyos, la empresa de frutas y verduras Coliman llevará su propia aportación al banco de alimentos, mientras que los Boy Scouts de México en Baja California Sur (BCS) también ofrecerán alimentos de su colecta interna, esperando que con ello las cifras de recaudación se eleven a favor de las personas más necesitadas.


Es tradición del Banco de Alimentos de México (BANMX) realizar esta colecta anualmente, llamada "Alimenta", con la cual se lleva comida a sectores que viven en pobreza o pobreza extrema en varias partes del país, apoyando de la misma forma a todos los bancos de alimentos que trabajan en cada entidad.


De esta forma las 1.5 toneladas ya se encuentran en el banco estatal de San Ignacio de Loyola, el cual tiene un nuevo cuarto frío para todos los productos que necesiten refrigeración, lo cual extenderá la posibilidad de entrega en las siguientes semanas. Cabe recordar que las personas que viven en sectores de pobreza y pobreza extrema en La Paz, realizan fila afuera del banco de alimentos desde las 4 o 5 de la madrugada para adquirir productos básicos a precios sumamente accesibles para ellos o, bien, de forma gratuita de acuerdo al caso.