Noticias de BCS, México y el mundo.

Quedaron en el olvido los proyectos de distribución vial para La Paz

13/11/2017 03:32 Por: Rodrigo Aguiar Quedaron en el olvido los proyectos de distribución vial para La Paz

A la fecha solo está contemplado un par vial en Forjadores y el libramiento, pero por parte del gobierno estatal; la SCT no ha contemplado en los últimos años recursos para el resto de los proyectos

La Paz, Baja California Sur.- Quedó en el olvido la propuesta de construcción de dos distribuidores viales sobre la avenida Forjadores de Sudcalifornia presentados en 2014 ante la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), misma que durante el próximo año solo tiene contemplado continuar la modernización de algunos tramos carreteros. 


En 2014, el entonces gobernador del estado, Marcos Covarrubias Villaseñor, presentó ante oficinas centrales de SCT dos proyectos de distribuidores viales, uno que se ubicaría en los cruces de las avenidas 5 de Febrero y Forjadores y el otro en el de Forjadores y Libramiento Daniel Roldán. 


De acuerdo con la propuesta, se pretendía agilizar el tráfico de la avenida Forjadores, la principal de la capital del estado y por donde transitan 40 mil autos diarios, evitando que los vehículos que se incorporaran de 5 de Febrero hicieran alto en un semáforo, y permitiendo una mayor fluidez de vehículos que se incorporaran a la calle Isabel La Católica tanto de Forjadores como desde la avenida Las Garzas. 


Además, se pretendía que los vehículos que transitaran hacia el sur, no permanecieran sobre el puente “Mano Amiga” a la altura de la colonia 8 de octubre.


Según la empresa IDOM Ingeniería, la cual en 2014 ganó una licitación para elaborar un Plan Integral de Movilidad Urbana Sustentable para La Paz, la avenida Forjadores es el área con mayor tránsito vehicular de la ciudad, ya que es la única vía que une a las colonias del sur con la zona central. 


Alberto Marín Sánchez, representante de IDOM Ingeniería, dijo a Diario El Independiente que es necesario incrementar la conectividad de cada una de las obras viales con la zona sur de la ciudad, debido a que en los últimos años, la tasa de motorización se ha triplicado, con unos 800 vehículos por cada mil habitantes, sin contar a los conocidos como "chocolate". 


Aunque ese año el gobierno estatal dio por hecho que los trabajos iniciarían en 2015, esto no ocurrió. Se anunció entonces que tal vez iniciarían en 2016, pero esto tampoco ocurrió, según SCT, debido a falta de presupuesto.


En julio pasado, el entonces delegado de la SCT, Eleazar Gutiérrez Magaña, dijo a  Diario El Independiente que no existían recursos aprobados para este año para obras en La Paz, salvo las ya proyectadas y en proceso de licitación.


De acuerdo con las obras planeadas para el estado para el 2018, se encuentran únicamente en planes la ampliación y modernización de la carretera entre La Paz y Ciudad Insurgentes, así como la carretera a Pichilingue. 


Según el balance de obras de la SCT 2013 - 2018 en la entidad al que Diario El Independiente tuvo acceso, a la fecha la dependencia federal invierte 11 mil 545 millones de pesos en 19 obras, una autopista, 13 obras carreteras federales de las cuales seis están en proceso y tres obras en aeropuertos. 


Entre las obras concluidas y entregadas están en Libramiento de Todos Santos que costó 348 millones de pesos, el tramo Santa Rita - Puerto Chale que costó 70 millones de pesos, el puente Caduaño que costó 66 millones de pesos, el libramiento San José del Cabo - Cabo San Lucas que costó 2 mil 500 millones de pesos, los 10 kilómetros de Santa Anita a Caduaño, que costaron 31 millones, y el ramal a Conquista Agraria que costó 83 millones. 


Para este año, la SCT contempló más de 318 millones en el programa de conservación de carreteras, mientras que para el próximo año ya contempló más de 430 millones para las modernizaciones de los aeropuertos de San José del Cabo y La Paz.  


También se tienen contemplados 2 mil 600 millones para la construcción y modernización de la carretera La Purísima - San Ignacio, 680 millones para la modernización del tramo Puerto Escondido - Loreto, y 519 millones para la carretera Punta Eugenia - Vizcaino - Bahía Tortugas. 


Además, se invertirán 179 millones en la ampliación a Pichilingue, además de 2 mil 800 millones en la modernización de la carretera La Paz - Ciudad Insurgentes, y 228 millones en una nueva planta de combustibles para el aeropuerto de San José del Cabo. 


Siguen reclamos a la SCT

Gutiérrez Magaña sí concursará el próximo año la construcción de un distribuidor vial pero en Tabasco, a donde fue transferido en julio pasado y desde cuya delegación en Villahermosa llegó a nuestro estado Sergio Herrera Concha. 


Los cambios en la delegación de la SCT se dieron en medio de reclamos de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) que acusó a la delegación de la SCT de favorecer a empresas foráneas, y a Gutiérrez Magaña de dejar obras inconclusas e inseguras, como lo es la modernización y ampliación de la carretera La Paz - Ciudad Insurgentes. 


El abordar el problema de las obras abandonadas en el municipio de Comondú fue una de las primeras tareas realizadas por Herrera Concha en el mes de agosto, mientras que en septiembre y octubre la delegación de la SCT tuvo que enfrentar los daños a las carreteras en el estado que dejaron las lluvias causadas por la tormenta tropical "Lidia". 


Aunque con la llegada de Herrera Concha, una de las tres obras concursadas en agosto fue adjudicada a una empresa local, los reclamos por la calidad de las obras, sobre todo en Comondú, continúan. 


El pasado sábado, el alcalde de Comondú, Francisco Pelayo Covarrubias, pidió a la SCT terminar de forma permanente con los trabajos de modernización a la altura de Villa Morelos. Las obras en dicho tramo habían estado abandonadas desde el año pasado luego de que una empresa constructora foránea cotizo precios de otra zona del país el costo del acarreo de materiales.


Esto llevó a que a la constructora, al quedarse sin dinero, abandonara la obra, la cual fue reiniciada solo después de que Pelayo Covarrubias y Herrera Concha sostuvieron una reunión con transportistas a los que se les adeudaba el traslado de materiales. 


Cuestionado por Diario El Independiente, Herrera Concha no quiso revelar la cifra que se le pagó a los transportistas, pero esto permitió instalar una carpeta provisional que permitió subir el tráfico a la carretera.  


La SCT también ha enfrentado reclamos en Cabo San Lucas, donde hoteleros se han quejado por la tardanza en entrega de obras en la carretera Transpeninsular que causaron el mes pasado retrasos de más de una hora y media en traslados hacia el aeropuerto de San José del Cabo. 

Quedaron en el olvido los proyectos de distribución vial para La Paz