Noticias de BCS, México y el mundo.

Con ilustraciones de Liniers, publican el libro ‘Crímenes ejemplares’ de Max Aub

07/12/2015 07:30 Por: Independencia Con ilustraciones de Liniers, publican el libro ‘Crímenes ejemplares’ de Max Aub

Humor negro, odio y venganza. Son tres ingredientes que Max Aub (1903-1972) depositó en las páginas de sus Crímenes ejemplares, un conjunto de ficciones que revelan el sentimiento y la mala sangre de su autor, en l

Con ilustraciones de Liniers, publican el libro ‘Crímenes ejemplares’ de Max Aub Humor negro, odio y venganza. Son tres ingredientes que Max Aub (1903-1972) depositó en las páginas de sus Crímenes ejemplares, un conjunto de ficciones que revelan el sentimiento y la mala sangre de su autor, en la versión más completa e ilustrada por Ricardo Siri Liniers, bajo el sello de Libros del Zorro Rojo, donde recrea cientos de asesinatos ocurridos entre España, Francia y México, para mostrar su percepción sobre la naturaleza humana. “Le pedí el Excélsior y me trajo El Popular. Le pedí Delicados y me trajo Chesterfield. Le pedí una cerveza clara y me la trajo negra. La sangre y la cerveza, revueltas, por el suelo, no son una buena combinación”, escribe Aub en una de sus historias más compactas, donde demuestra que un momento de arrebato es suficiente para cometer un crimen. “El hombre de nuestro tiempo sólo considera fracasos. El último gran mito cae ya, no de viejo, sino por potente. La grandeza humana sólo se mide por lo que pudo ser. No vamos a ninguna parte, el gran ideal es, ahora, la mediocridad… (y) en su submundo estos humildes criminales se explican aquí sin saber siquiera cómo”, explica Max Aub en el prólogo del volumen.

‘Crímenes ejemplares’ de Max Aub

“¿Qué hemos labrado? ¿Qué hemos arado? Sólo queda el juego, que depende del azar”, afirma en la antesala del libro que se divide en cuatro partes: Crímenes, De suicidios, De Gastronomía y Epitafios, donde aparecen hombres y mujeres desesperados, monstruos con ojos exorbitados, almas con filo que reclaman la sangre de sus víctimas. Ahí está el peluquero que degüella a un cliente o el hombre que asesina a su mujer porque mira con indiferencia el techo de su casa, mientras le hace el amor; el hombre que asesina a su amigo en nombre de la puntualidad o la mujer que atropella al policía que pide una mordida “injustificada”. Todos son momentos  ejemplares, necesarios para un momento donde la violencia lo devora todo, contados desde el ángulo del humor negro, dice aExcélsior Ricardo Siri Liniers, quien descubrió en estas ficciones una afinidad por la materia oscura del ser humano. “Aquí descubrí que hay algún tipo de afinidad en la manera medio oscura que (Aub) tiene del ser humano, por lo menos lo que se ve a través de este libro, que tiene una visión oscura pero sin quitarle lo jocoso… lo cierto es que se trata de un libro (publicado en 1957) muy vigente porque así somos: todos tenemos dentro un tipo de monstruo”, asegura. Y aunque estos crímenes tienen su reflejo en la película Relatos Salvajes, dirigida por Damian Szifron, porque los personajes siempre llegan a un punto de quiebre que los coloca en una situación extrema. “Sólo que Aub nos muestra, con su negro sentido del humor, a esa gente que decide no frenarse, ni desarmarse para dejar correr la espiral de violencia y descubrir hasta dónde pueden llegar”. Y aunque en el ambiente Liniers encuentra temas como Charlie Hebdo o los ataques terroristas en París hace tres semanas, considera que no se relacionan. “No sé si esto lo veo cercano al libro, donde se plantean crímenes de pasión, locura y desenfreno; en cambio los ataques terroristas fueron más fríos, bajo el factor del fanatismo y de lavado cerebral… para nada ubicados cerca de locura, sino de algo más estructurado y siniestro”. Para este trabajo de ilustración, Liniers reconoce que el mayor reto fue encontrar el humor a la oscuridad de esas páginas, donde un ciudadano funcional muestra que bajo su piel puede existir un monstruo. “Por eso del libro me gustan los relatos escuetos, que dejan mucho espacio para imaginar qué tipo de locuras lleva el personaje hasta el último momento, al punto que me recuerdan la película Psicosis (de Alfred Hitchcock), con narraciones que intrigan mucho porque están ancladas a hechos reales”. Finalmente Sally Avigdor, editora de Libros del Zorro Rojo, comenta que desde España se buscó publicar una edición completa de este libro, por lo cual se incluyeron algunos textos que fueron suprimidos en las ediciones de 1968, los cuales ahora añaden matices a este abanico de argumentos frente a lo inaceptable del acto violento llevado al extremo: la aniquilación del otro mediante el crimen. “Por desgracia el tema que plantea Crímenes ejemplares es muy vigente porque justo cuando Liniers hacía las ilustraciones sucedieron mil cosas, como el atentado contra Charlie Hebdo, Ayotzinapa y ahora lo de París. Son textos vigentes que han pasado por el tamiz del humor para restarle esa rigidez de hierro al tema de los crímenes y asesinatos… para luego propinarte un  nocaut”. Max Aub fue un autor hispano-mexicano que escribió la serie El laberinto mágicosobre la Guerra Civil Española, así como los relatos El zopilote y otros cuentos mexicanos, Historias de mala muerte, las obras de teatro Espejo de avaricia yComedia que no acaba, entre otros poemarios, novelas y ensayos.